Régimen arresta a 18 Damas de Blanco en Cuba

Cada domingo durante las últimas semanas, las Damas de Blanco salen a las calles pacíficamente y son detenidas por el régimen cubano.
Damas de Blanco en Colón, Matanzas (Foto Radio Martí)
 

Reproduce este artículo

Agentes del régimen cubano detuvieron el domingo a 18 Damas de Blanco, quienes realizaban actividades a favor de los presos políticos en la isla, denunció a Radio Martí este 23 de mayo Berta Soler, líder del movimiento opositor.

Soler, quien reside en La Habana, dijo al medio de prensa que también fueron arrestados y multados dos opositores que apoyan a las Damas en sus localidades.

La opositora y su esposo, el también disidente Ángel Moya, pasaron más de 16 horas detenidos tras ser arrestados por agentes de la Seguridad del Estado a la salida de la sede de la organización, en la barriada habanera de Lawton.

Los agentes le aplicaron a Soler una multa de 150 pesos, en tanto que a él le fue impuesta una de 2000 pesos, “supuestamente por andar sin la mascarilla”.

Caridad Burunate, integrante de la organización, informó de su arresto en Matanzas junto a otras mujeres, todas del municipio matancero de Colón. Según Soler, 14 Damas de Blanco fueron detenidas en esa provincia.

El pasado 26 de enero, las Damas de Blanco anunciaran su regreso a las protestas pacíficas tras dos años de encierro forzado a causa de la pandemia de Covid-19. Las manifestaciones buscan sensibilizar a los cubanos con la situación de los presos políticos en la isla.

El movimiento Damas de Blanco fue formado por un grupo de mujeres familiares de los 75 disidentes y periodistas independientes detenidos y sancionados en marzo de 2003 a elevadas condenas de cárcel, tras una ola de represión del Gobierno cubano conocida como la “Primavera Negra”.

Las esposas, madres y otras familiares de aquellos presos comenzaron a realizar marchas dominicales para pedir su liberación y se convirtieron en un símbolo de disidencia. En 2005, las Damas de Blanco recibieron el premio Sájarov a la Libertad de Conciencia del Parlamento Europeo.