Recaudan donaciones para menor embarazada y abandonada en albergue

“YoSíTeCreo en Cuba” anunció la campaña de recaudación de donaciones para Yasleidy Barrientos y su bebé, quien vive en un precario albergue estatal en Boyeros, La Habana
Albergue estatal donde está la menor embarazada. Fotomontaje: ADN Cuba
 

Reproduce este artículo

La cubana Merlin Puertas organizó esta semana una campaña para ayudar a una gestante menor de edad que fue abandonada por su familia, y vive en precarias condiciones en un albergue estatal ubicado en La Habana.

“YoSíTeCreo en Cuba”, plataforma cívica contra la violencia de género, anunció la “campaña de recaudación de donaciones para Yasleidy Barrientos y su bebé. Merlin Puertas, una joven solidaria, ha organizado esta recogida de ayudas para la adolescente que vive en un precario albergue en Boyeros, La Habana”.

La historia de Yasleidy Barrientos García fue dada a conocer este miércoles por “YoSíTeCreo en Cuba”. La menor tiene 17 años de edad, bajo peso y un embarazo de cinco meses. Desde hace unas semanas duerme en un albergue temporal y acude a un comedor SAF (Servicio de Atención a la Familia), tras ser abandonada por su propia familia en marzo pasado. Antes de terminar en el albergue, pernoctó en varios sitios y acudió a instituciones buscando ayuda, pero no consiguió un lugar estable y con buenas condiciones para el desarrollo de su embarazo.

Según Merlin Puertas, “hasta el momento solo tiene garantizada la cuna para su bebé. Más nada. Ni una ropa, ni una sabanita, ni un biberón, un colchón o una palangana”. La joven solidaria invitó a “quien quiera sumarse y ayudarla con lo que sea” a ponerse en contacto a través de redes sociales.

La menor embarazada también necesita vitaminas y ácido fólico. Aunque tienen la receta para los fármacos, no ha encontrado dónde comprarlos. Tampoco tiene suficientes pastillas prenatales.

Puertas habilitó una tarjeta para recibir donaciones monetarias. “Con las transferencias seré completamente transparente para evitar malos entendidos y con el dinero que se recaude quisiéramos comprar algo más grande como un ventilador o un coche, por ejemplo, y ayudarla con los gastos que tendrá de ahora en adelante”.


Yasleidy Barrientos dijo a “YoSíTeCreo en Cuba” que, tras numerosas gestiones y protestas de su parte realizadas entre marzo y mayo de este año, le aprobaron una pensión y las autoridades del municipio Boyeros la ubicaron en un “hogar de tránsito”, en la calle 311 entre 178 y 182, Reparto Lutgardita.

“Donde estoy no es como tal un albergue, era una librería antes y lo que hicieron fue meter a madres con niños y a mí, que estoy embarazada. Dicen que es temporalmente, sin embargo, a las muchachas que están aquí les dijeron lo mismo y ya va a ser un año”, explicó la adolescente.

Las autoridades le dijeron que el sitio es para mujeres con niños y personas necesitadas que están en la calle. “Son cuatro cuartos: en un cuarto vive una muchacha con un niño, en otro cuarto otra muchacha con otro niño, en otro una muchacha con una niña y en el último vivo yo, con una muchacha”.

Según Barrientos, hay otro cuarto donde un empleado del gobierno duerme en el piso con su esposa y dos hijos, mientras las autoridades terminan de construirle una casa. La cocina es pública y el baño son de uso común de todas las personas en el lugar.

“Me dijeron que este cuarto iba a ser para mí sola porque la muchacha espera un pasaje para regresar a Oriente. Pero pasan los días y sigue aquí. El cuarto no es ni tan grande ni tan chiquito. De ventilación, tiene dos ventanas que dan al pasillo. Tiene un solo tomacorriente. La puerta no tiene ningún tipo de seguridad”.

La plataforma “YoSíTeCreo en Cuba” pidió a las autoridades “que garanticen las condiciones adecuadas para ella y el bebé que espera”, en consonancia con la Convención Internacional de los Derechos del Niño, instrumento que el régimen cubano firmó y ratificó.

“Yasleidy necesita tener una seguridad material mínima para vivir y continuar con el ingreso hospitalario, que le fue indicado por el personal de salud que la atiende como parte del Programa Materno Infantil”, agregó el colectivo feminista.

“YoSíTeCreo en Cuba” recordó la responsabilidad del gobierno en la protección de niños y adolescentes en situaciones de riesgo o vulnerabilidad. “La situación de Yasleidy y el bebé en camino no puede esperar por trámites burocráticos. Sus vidas dependen de las acciones efectivas de todas las personas responsables”, concluyó la organización independiente.