Payaso Desparpajo: 'En cualquier momento puede suceder algo conmigo'

El joven cubano Manuel de la Cruz, que interpreta al payaso Desparpajo, dio una actualización de su caso en las redes y teme que en cualquier momento la Seguridad el Estado pueda actuar contra su persona.
Payaso Desparpajo: 'En cualquier momento puede suceder algo conmigo'
 

Reproduce este artículo

El joven cubano Manuel de la Cruz, que interpreta al payaso Desparpajo, dio una actualización de su caso en las redes y teme que en cualquier momento la Seguridad el Estado pueda actuar contra su persona.

De La Cruz ha sido víctima de detenciones arbitrarias y represión luego de participar en una actividad auspiciada por el Movimiento San Isidro para los niños de la barriada.

En su perfil de Facebook el cubano escribió: 

“Dados los sucesos del lunes 12 de abril, de la detención arbitraria y la presentación de cargos, estoy bajo medida cautelar de reclusión domiciliaria. 

La Seguridad del Estado, acompañada del Jefe de Sector y varios oficiales más, habían procedido a detenerme el lunes 12, sin causa ni orden. Yo no decidí entregarles mi teléfono, y por ende usaron la fuerza y lo tomaron, mientras me esposaban y me entraban al carro.

En la unidad de policía del Cotorro presentaron contra mí cargos por Resistencia, los cuales desmentí en mi informe”.

Ese mismo día fue liberado en la medianoche bajo medida cautelar y está en espera de la medida que aplicará el régimen por el supuesto delito de Resistencia.

También refiere en el post que ha intentado obtener información sobre el caso por vía telefónica, ya que no puede abandonar su domicilio; pero sus pretensiones no han fructificado. 

La única información que ha obtenido es que existe un numero de si expediente de detención, “no se me informa el número de Expediente de fase preparatoria, ni el instructor a cargo; me dice un oficial al teléfono que solo necesito saber eso”.
se me informa hoy un número que es solo el de la detención, pero 

“Estoy en la disyuntiva que la "fiscalía" emita contra mí alguna medida que incluya arresto hasta que vayamos a tribunales, y a mí no se me han facilitado ni los elementos ni las formas para hacerme valer de un abogado.

Situación crítica la mía en el día de hoy.

En cualquier momento puede suceder algo conmigo.
Mientras, sigo bajo vigilancia de oficiales e infiltrados de la Seguridad del Estado”, concluyó.

Represión contra el payaso Desparpajo

La semana pasada trascendió que el joven Manuel de la Cruz fue expulsado de su centro laboral por asistir en condición de payaso a una actividad planificada por el Movimiento San Isidro para los niños de la populosa barriada habanera.

El 8 de abril específicamente fue liberado de su trabajo como profesor del Instituto Preuniversitario Urbano "Roberto Santiago Labrada Ávila”, ubicado en el reparto Las Delicias, municipio Cotorro, La Habana. Allí impartía desde hacía tres años la asignatura de "Preparación Ciudadana".

De la Cruz había sido arrestado durante la celebración y el régimen le impuso una multa de tres mil pesos por “propagación de epidemia”.

ADN Cuba lo contactó y el joven contó que sufrió algo así como una encerrona: en su centro de trabajo le leyeron una carta en donde le decían que no era idóneo para seguir cumpliendo la labor docente.

Los mismos profesores que decretaron su expulsión le dijeron que su conducta en la escuela "había sido intachable". Esa afirmación lo convenció de que la Seguridad del Estado es la que está detrás de esta medida injusta, violatoria de todas las normas y leyes cubanas.

Como si en Cuba sobraran los profesores, el “comité” encargado de darle algún viso de legitimidad a este acto a todas luces ilegal, dijo que no poseía ya los requisitos “constitucionales” [sic], “legales”, “ideológicos” y “pedagógicos” para seguir siendo profesor.

El joven comentó a nuestro medio que “irónicamente” no le pusieron una sanción, a pesar de todo lo que decían allí, y estuvieron de acuerdo en pagarle íntegros los meses de abril y marzo.

El MSI preparó un festejo para celebrar el cumpleaños de un niño de la zona. A la celebración invitaron a los pequeños de San Isidro, pero el régimen obstaculizó la actividad mediante detenciones arbitrarias y secuestros de varias horas, así como difamaciones en televisión nacional.

Cuando el activista Luis Manuel Otero Alcántara, coordinador del MSI, salió junto De la Cruz, vestido de payaso, a repartir caramelos y regalos, en la esquina de la cuadra donde reside varias personas vestidas de civil se le abalanzaron sobre él y se lo llevaron arrestado, a empujones.