Díaz-Canel: "en Cuba no hay dictadura"

"Estado socialista de derecho" y "república con todos y para el bien de todos" fueron las frases que utilizó el gobernante, ante la mirada atenta de Raúl Castro.
Diaz-Canel-Dictadura.jpg
 

Reproduce este artículo

El presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, aseguró este 22 de diciembre que en Cuba no hay dictadura, durante su discurso de clausura de el octavo periodo de sesiones de la Asamblea Nacional del Poder Popular.

“Rechazamos categóricamente esos términos con los que tratan de ponerle etiquetas a una Revolución que en sucesivos actos de creación heroica se ha convertido en ejemplo a la hegemonía global del capital”, declaró el gobernante cubano.

Vigilado de cerca por Raúl Castro, quien se encontraba en el auditorio, criticó la “satanización” del sistema político cubano en redes sociales, una “campaña de descrédito” que supuestamente promueven los grandes medios de comunicación asociados al “capitalismo”.

Citando la Constitución de 2019, aseguró que “Cuba es un Estado socialista de Derecho y de justicia social, democrático, independiente y soberano, organizado con todos y para el bien de todos como República unitaria e indivisible”.

El 4 de diciembre, el también primer secretario del Partido Comunista negó que Cuba fuera una dictadura ante una caravana de evangélicos estadounidenses simpatizantes del régimen, que anualmente visita la isla.

Durante el encuentro, Díaz-Canel dijo: “no hay presos políticos en Cuba. Lo que pasa es que muchas veces el propio imperio en su campaña mediática trata de vincular a la actividad contra la revolución, subvirtiendo el orden interno de Cuba, a personas a las que llevan a cometer delitos como hechos vandálicos”.

Hasta la fecha, organizaciones de derechos humanos de la sociedad civil independiente en Cuba han documentado 1.283 personas detenidas a raíz de las manifestaciones del 11 de julio, que fueron reprimidas violentamente por el Gobierno cubano. De ellas, al menos 540 continúan en prisión y otras 42 han sido condenadas en procedimientos sumarios.

La organización jurídica independiente Cubalex ha manifestado preocupación por el uso de la figura de sedición, de una elevada connotación política indemostrable en la mayoría de los casos a raíz de las protestas populares, “para imponer sanciones ejemplarizantes al menos a 122 personas”.

Asimismo, antes del 11 de julio, la organización no gubernamental Cuban Prisoners Defenders registraba 152 presos políticos.