Díaz-Canel "da botella" en el Vedado y los medios oficialistas alaban la solidaridad del cubano
Según Randy Alonso, el presidente cubano recogió a los atribulados cubanos que esperaban en una parada del P1
Según Randy Alonso, el presidente cubano recogió a los atribulados cubanos que esperaban en una parada del P1
 

Reproduce este artículo

Un artículo firmado por Randy Alonso Falcón en el portal oficialista Cubadebate recopila varios ejemplos de anécdotas solidarias en pleno "período coyuntural", incluida una  del presidente Miguel Díaz-Canel dando botella a un grupo de personas que se encontraban ayer en la mañana en la parada del P1 frente al Parque Infantil Isla del Coco”.

Según Alonso Falcón, los atribulados cubanos se quedaron en una pieza cuando vieron parar la caravana presidencial y salir a uno de los escoltas que con voz fuerte dijo: Arriba, los que vayan cerca de la Plaza.

"Dicen que los ancianos y las mujeres con niños fueron privilegiados por la multitud para aprovechar esta botella presidencial-agrega el periodista oficial.

El artículo de Cubadebate recoge ejemplos colgados en las redes sociales de partidarios del gobierno, que celebran la solidaridad de funcionarios como el Ministro de Industrias, el militar Salvador Pardo Cruz, que recogió en su auto oficial a pasajeros que esperaban por el transporte público.

"Esa generosidad de muchos, el agradecimiento de los beneficiados, la admiración colectiva por la respuesta la palpé ayer también en paradas de las avenidas y calles por donde transité en el día y también pude hacer mi modesto aporte a este empeño colectivo de vencer las dificultades" --asegura Alonso.

"La Revolución ha forjado en nosotros nobles sentimientos que afloran en tiempos duros y nos hace sentirnos orgullosos de lo que somos. Un pueblo así no puede ser derrotado por el odio ni la furia del adversario, por muy poderoso que sea. A quienes les falte sensibilidad, que es faltarle alma, que la culpa les pese y la sociedad los condene moralmente. Sigamos pensando con el corazón, que es pensar como país" --concluye.

El periodista no alude, sin embargo, a las numerosas críticas colgadas también en las redes por los cubanos descontentos con la crisis del transporte público provocada por el racionamiento de combustible.

La propaganda cubana lleva décadas vinculando la nación cubana con el Estado y sugiriendo que la única manerade "pensar como país" es apoyar al gobierno que lleva seis décadas en el poder y que ahora exige a sus ciudadanos, una vez más, "apretarse el cinturón". Y hacerlo, además, con una sonrisa de orgullo.