Desatado el dengue en Cuba

En la tercera semana del mes de julio se reportaron en Cuba más de cuatro mil 700 casos de dengue, un registro superior al total de los primeros seis meses del año en todo el país.
Desatado el dengue en Cuba
 

Reproduce este artículo

En la tercera semana del mes de julio se reportaron en Cuba más de cuatro mil 700 casos de dengue, un registro superior al total de los primeros seis meses del año en todo el país.

Según informó José Ángel Portal Miranda, ministro cubano de Salud Pública, se analizaron alrededor de 10 mil 600 muestras de IgM SUMA para diagnóstico de dengue de las cuales el 45,1 por ciento resultaron positivas

 “Si no le ganamos la pelea al mosquito, no vamos a contener la transmisión de dengue”, afirmó el titular del sector de Salud Pública.

Del total de exámenes, hubo una positividad de 45,1 por ciento, para un total de 4,776 casos reactivos, detalla la información, divulgada por el portal digital de la Presidencia de Cuba.

Según el sitio de la presidencia de Cuba, “para la hospitalización de pacientes con dengue se han desplegado 3 436 camas de hospitalización, divididas en 156 camas en unidades de Cuidados Intensivos, 554 en unidades de Vigilancia Intensiva y 2 726 en salas de cuidados convencionales. No obstante, acotó, está previsto incrementar el número de camas si es necesario”.

No obstante, recientemente el ministro de Salud Pública de Cuba, José Ángel Portal Miranda, negó ante la Asamblea Nacional del Poder Popular, que exista un colapso del sistema de salud pública a causa del dengue.

"En estos días, los enemigos de la Revolución han estado intentando posicionar en las redes sociales la matriz de opinión de que el sistema de salud cubano está colapsado como consecuencia de la epidemia del dengue, lo cual es totalmente irreal" declaró Portal Miranda ante los delegados. 

Sin embargo, los hospitales repletos de enfermos y algunas muertes son el resultado del aumento de casos de dengue en municipios como Colón, en Matanzas.

“El hospital está ya colapsado, no hay antipiréticos ni medicamentos para combatir el virus. Los pasillos están llenos de camillas con gente acostada. A veces no hay ni jeringuilla, ni dispositivos para sueros”, indicó la Dama de Blanco Caridad Burunate, residente de la localidad, al citado medio.

“Ha muerto gente. El gobierno no lo dice, pero yo me entero ‘por allá y por acá’. Por ejemplo, mi hija me llama y me dice que se murió la mamá de la que le pinta las uñas, falleció en Colón, y otro muchachito también, que no sé el nombre, pero trabajaba en la fábrica de leche”, agregó.

Tags