Colapsa edificio de La Habana Vieja
Varias familias están siendo evacuadas en medio de la pandemia de coronavirus tras el derrumbe del edificio donde residían en Luz y Habana, en el municipio Habana Vieja
Colapsa edificio de La Habana Vieja

El derrumbe de un edificio situado en Luz y Habana, en el municipio Habana Vieja, ocasionó que varias familias estén siendo evacuadas en medio de la pandemia del coronavirus. Las intensas lluvias producidas en la capital del país en los últimos días provocó el colapso del inmueble, el cual se encontraba en pésimas condiciones constructivas desde hace varios años.

Como se observa en un video obtenido por ADN Cuba, ya los bomberos se encuentran en la zona; así como, las autoridades policiales del régimen. Hasta el momento no se han reportado heridos.

La Habana, ciudad capital y el territorio con mayor densidad poblacional de Cuba, mantiene un déficit de 206 mil viviendas, según las últimas cifras oficiales, dadas a conocer en 2017. Estos últimos años la provincia ha registrado frecuentes derrumbes que engordan las cifras de personas que a la espera de un nuevo techo.

Esta situación se agravó el pasado año con el paso de un intenso tornado que azotó la ciudad y dejó siete muertos, casi 200 heridos, unas 7 mil 800 casas dañadas y más de 10 mil desplazados.

En 2020 tres niñas perdieron la vida a inicios de este año en La Habana Vieja al desprenderse el balcón de un edificio en el barrio de Jesús María. Luego en el mes de marzo otro derrumbe, específicamente en Inquisidor, entre las calles Luz y Acosta, dejó un muerto y varios heridos.

Este 2020 es el segundo año de ejecución de la Política de la Vivienda, establecida por Miguel Díaz-Canel para completar en un periodo de 10 años, en los que el gobernante dijo que se resolvería el problema del fondo habitacional de Cuba. Hasta el cierre de abril, según se publicó en el programa de la televisión estatal Mesa Redonda, se han terminado 13 958 viviendas, para un 34% de dicho plan.

Las políticas de construcción y reparación de viviendas en Cuba han sido ineficientes. Según estadísticas oficiales, el 39% de las edificaciones de la Isla están clasificadas en estado constructivo malo o regular y existe un déficit de casi un millón de inmuebles.

Mientras en medio de la pandemia el régimen promueve políticas de desalojo y cuantiosas multas a quienes sean detenidos con materiales de construcción, sin papeles justificativos, además, de ser decomisados.