Condenan a 10 meses de prisión a único manifestante del 11J en Gibara

Karel Aguilar Rueda, de 23 años, se manifestó el 11 de julio en la Plaza de la Cultura de Gibara, en Holguín.
Protesta-Gibara.jpg
 

Reproduce este artículo

El joven Karel Aguilar Rueda, único manifestante del que se tenga noticia en Gibara, Holguín, el 11 de julio, fue condenado a 10 meses de cárcel con correccional e internamiento, informó la periodista independiente Ivette Leyva.

Karel, de 23 años, se manifestó el 11 de julio en la Plaza de la Cultura de Gibara. Dos días después fue detenido violentamente por agentes de policía, según muestran videos recopilados por Inventario.

El joven criticó públicamente el llamado del gobernante Miguel Díaz-Canel a enfrentar en las calles a los manifestantes del 11J, considerando que era una exhortación a la violencia entre cubanos. Aunque estuvo encerrado en la unidad policial de su ciudad, actualmente se desconoce su paradero o si continúa allí.

Las protestas de julio comenzaron en San Antonio de los Baños, un pueblo ubicado en la provincia Artemisa, y se extendieron a decenas de localidades del país. Según expertos, se trata del estallido social más grande en la historia del socialismo cubano.

Hasta el momento, el Gobierno reconoció la muerte de una persona, Diubis Laurencio Tejeda, de 36 años y residente en el municipio habanero Arroyo Naranjo, de quien no se dieron las causas del deceso en la nota oficial.

Desde inicios de octubre, el sistema judicial cubano comenzó a imponer sanciones a varios prisioneros, por delitos como “desacato”, “instigación a delinquir” y “desorden público”. Las penas oscilan entre pocos meses y 14 años.

La Fiscalía de Artemisa pidió 14 años de prisión para el cubano Yeremin Salsines Jane, de 31 años, por manifestarse pacíficamente allí.

El 19 de octubre el Tribunal Municipal de San José de las Lajas condenó a diez años de cárcel al joven Roberto Pérez Fonseca, quien rompió un cuadro de Fidel Castro durante las protestas.

"Las peticiones fiscales contra manifestantes pacíficos en Cuba prácticamente equiparan las protestas con los delitos de homicidio. De concretarse, estas serían las sanciones de cárcel más altas desde la Primavera Negra de 2003 por motivos políticos”, indicó Alejandro González Raga, director ejecutivo del Observatorio Cubano de Derechos Humanos.