Películas cubanas para reír en medio de la cuarentena
La cuarentena que tiene confinados en sus casas a más de la mitad de los cubanos, puede llegar a ser la justificación perfecta para ponerse al día con buen parte de la obra cinematográfica de realizadores en la mayor de las Antillas
 

Reproduce este artículo

La cuarentena que tiene confinados en sus casas a más de la mitad de los cubanos, puede llegar a ser la justificación perfecta para ponerse al día con buen parte de la obra cinematográfica de realizadores en la mayor de las Antillas. Pero, ¿Qué ver?

Aquí te dejamos una lista de las mejores películas producidas y dirigidas por cubanos.

1:La Muerte de Un Burócrata.

Es una película del género de comedia del director de cine cubano Tomás Gutiérrez Alea. Es una sátira de la burocracia cubana de la época posterior a la revolución, y de lo enrevesado que puede llegar a ser conseguir cosas aparentemente sencillas. El filme narra la historia de Francisco J. Pérez, El Tío Paco , quien era trabajador ejemplar de una fábrica de bustos en serie del héroe de la revolución José Martí, cae por accidente dentro de la máquina que él mismo ha inventado y maneja, que lo despedaza y devuelve convertido en el busto que servirá para su propia tumba.

Sus compañeros deciden en asamblea relámpago rendirle el mejor homenaje póstumo el cual  consistente en enterrarlo con su carnet laboral, símbolo de su condición obrera. En el momento en que su viuda, acompañada de su sobrino, va a reclamar la pensión a la que tiene derecho, el funcionario de turno le pide el carnet laboral. A partir de ese instante la película desencadena una serie de situaciones absurdas aparentemente y cada cual más enloquecida en las diferentes oficinas que recorre el sobrino para lograr la exhumación del cadáver y recuperación de la tarjeta, con personajes propios de una comedia negra.

 

0:02 / 6:26 La Muerte De Un Burócrata 7 7

Se Permuta

Es una comedia cubana filmada en el 1983 y realizada por la productora ICAIC. Esta película fué dirigida por Juan Carlos Tabío, quien anteriormente había realizado con el ICAIC cerca de 30 documentales.

Este largometraje es uno de los que siempre se agradece volver a verla, sobre todo para los cubanos, porque si bien en su momento se entendió como una crítica al aburguesamiento, el racismo y los prejuicios de casta de ciertos personajes, con el tiempo sobresale la sátira a los funcionarios, a la corrupción, a la ineficacia de los servicios y sobre todo a la doble moral.

 

SE PERMUTA 1

Vampiros en La Habana

Dirigida por Juan Padrón, uno de los ilustradores más emblemáticos de Cuba, esta es una hilarante parodia de los filmes de gángsters ubicada en La Habana de 1933.

Unos vampiros mafiosos de varias nacionalidades intentan robar una fórmula mágica que les permitirá vivir con la luz del día para monopolizar su producción y venta mundiales. El brebaje ha sido trasladado a la isla por el vampiro inventor. Su sobrino Joseph se ha criado en la capital con al fórmula y junto a sus amigos cubanos, lucha contra el tirano Machado. Los vampiros de Chicago quieren destruir la fórmula, pues el consumo de la misma podría poner en peligro sus negocios de casinos y playas subterráneas. Sin saber que él mismo es un vampiro, Joseph se ha envuelto en otra guerra: una guerra de vampiros por la fórmula.

¡Vampiros en La Habana! (Trailer)

Los pájaros tirándole a la escopeta

Una comedia que cuenta la historia de dos jóvenes obreros inician una relación amorosa. En las presentaciones familiares, entre la madre del novio y el padre de la novia, surge un romance. Ante esto, los jóvenes asumen una posición de rechazo y lo que empezó siendo un pequeño encontronazo generacional, terminó por convertise en una abierta y enconada lucha entre hombres y mujeres...

Conflictos generacionales, el machismo y la preocupación por las apariencias, tratados en tono de comedia.

Los pajaros tirandole a la escopeta