Lanzador cubano Pablo Luis Guillén se queda en Florida

El abridor villaclareño, integrante de la pre-selección al Preolímpico, estaba de visita en Estados Unidos donde radica su padre, el ex árbitro, Blas Guillén
Pablo Guillen
 

Reproduce este artículo

El pitcher abridor villaclareño, Pablo Luis Guillén, integrante de la pre-selección al Preolímpico, estaba de visita en Estados Unidos donde radica su padre, el ex árbitro, Blas Guillén. El lanzador finalmente ha decidido quedarse en ese país y desligarse de la pelota cubana.

El anuncio lo hizo su entrenador en Tampa, Orlando Chinea (descubridor del fallecido lanzador de los Marlins, José Fernández). Chinea precisó en una mensaje en su perfil de Facebook que el joven ya contaba con algunos equipos interesados y que estaba puliendo los errores que trae de las formaciones cubanas.

“Dejen de manipular a la fanaticada en Cuba. Pablo Luis Guillen trabaja duro por su futuro conmigo como lo hizo José Delfín Fernández, dejará de jugar amateur para buscar trabajo como profesional en grandes ligas”, dijo Chinea en dicha red.

“Paren de tergiversar y manipular al pueblo ya tengo varios scouts interesándose por el muchacho, que le falta mucho por ajustar debido a que venía con muchos problemas en sus movimientos, ángulo del brazo, habilidades, control del cuerpo y un sinnúmero de problemas. Pero gracias Dios está asimilando todo muy bien. Está buscando 99 mph en tres tipos de agarres al estilo de JDF 16”, concluía este conocido coach.

Mientras tanto en Cuba, algunos directivos del béisbol todavía hablaban de que Guillén se incorporaría al Villa Clara para la venidera Serie Nacional. Incluso lo daban dentro de la preselección al equipo Sub-23 que participará en el próximo Mundial a realizarse en México.

Hace unas semanas, Guillén había declarado desde Miami a la revista deportiva Play Off Magazine, que “el sueño de todo atleta era jugar al máximo nivel y todos saben que el máximo nivel es las Grandes Ligas”.

“Vamos a ver qué pasa; por ahora la meta es pasar aquí un tiempo, disfrutar, prepararme y tratar de ponerme en forma lo mejor posible y reincorporarme a Cuba. Ojalá en algún momento, siempre lo he dicho, se puedan restablecer las relaciones de Cuba con Estados Unidos y poder llegar a un acuerdo para que nosotros los cubanos podamos jugar aquí como juegan todos los latinos y demás países del mundo”, agregaba.