Deserta otro luchador cubano en México

Se trata del grequista Leonardo Herrera, representante de los 60 kilogramos y asistente al Campeonato Panamericano de Luchas como sustituto del campeón olímpico Luis Orta.
Lázaro Herrera (izq.). Foto: Captura de pantalla
 

Reproduce este artículo

El luchador cubano de estilo grecorromano Leonardo Herrera siguió el camino iniciado por el campeón olímpico Ismael Borrero en el Campeonato Panamericano de Luchas, con sede en Acapulco, México, y abandonó la delegación oficial este viernes.

Según un reporte de Swing Completo, fuentes del entrenador Daniel Gómez indicaron que Herrera, representante de los 60 kilogramos, no estaba ya en la delegación y se encontraba en paradero desconocido.

El grequista pinareño había subido al colchón por primera vez en el evento el propio viernes y perdió ante el peruano Joao Marco Benavides Rochabrun, en una jornada en la que su compatriota Oscar Pino, de los 130 kilogramos estilo greco, conquistó la medalla de oro tras ganar sus cuatro peleas, tres de ellas por superioridad técnica.

El Campeonato Panamericano de Luchas inició el jueves 5 de mayo y la delegación cubana asistió con 18 gladiadores. Herrera integró la comitiva como sustituto del campeón olímpico Luis Orta.

Antes de los compases iniciales del evento se conoció de la fuga del campeón olímpico y dos veces titular mundial Ismael Borrero, criticada por los medios oficiales del régimen de la isla.

“La decisión de Borrero constituye una grave indisciplina dentro del sistema deportivo cubano y deja a un lado los objetivos de su equipo en esta lid y en el cuatrienio hacia los Juegos Olímpicos de París 2024”, sostuvo una nota del medio deportivo Jit, adscrito al Instituto Nacional de Deporte, Educación Física y Recreación (Inder).

A inicios de marzo, otro campeón olímpico cubano abandonó una delegación oficial en México. Se trató del canoísta cubano Fernando Dayán Jorge, quien prefirió dejar a un lado la base de entrenamiento prevista en el país azteca y emprender rumbo a Estados Unidos.

Estas fugas en México engrosan una abultada lista de atletas cubanos que han roto en meses recientes con el sistema deportivo de la isla, en franco síntoma de la crisis migratoria que sufre el país como consecuencia, entre otros males, de la precariedad económica.

En octubre de 2021, 12 peloteros cubanos del equipo que intervino en el Mundial Sub-23 de béisbol, celebrado también en México, desertaron y partieron en su mayoría hacia Estados Unidos.

Cuba terminó en el cuarto puesto de esa lid y, a su regreso a la isla, el conjunto sólo contaba con la mitad de sus jugadores disponibles, en lo que constituyó la mayor fuga de peloteros en la historia de este deporte.