Tres cubanos entre los mejores prospectos de los White Sox

Los Medias Blancas de Chicago suman varios cubanos en su primer nivel y quieren mantener la tradición
Céspedes
 

Reproduce este artículo

El equipo de las Medias Blancas de Chicago, de la Major League Baseball (MLB), presentó su listado de 15 mejores prospectos de su organización, donde entran tres cubanos.

El más sobresaliente de todos, ubicado en el segundo puesto de interés, es Yoelquis Céspedes. A mediados de enero, el granmense materializó un acuerdo de 2 millones de dólares, como parte de la franquicia de los Chicago White Sox.

Céspedes es un jugador de cinco herramientas que está por encima del promedio y deberá estar con los White Sox en un futuro no muy lejano. Con él uniéndose a jugadores como Luis Robert y Eloy Jiménez, ese podría ser un campo ofensivo muy peligroso.

Yoelquis es el medio hermano menor de Yoenis Céspedes. El impacto cubano en este equipo ha sido tan evidente en la memoria reciente y en los libros de historia y quieren mantener esa tradición con su roster actual y Céspedes espera ser el próximo en la fila. Su debut podría pactarse para la siguiente temporada.

Sus numeritos en clase AA hablan de 47 imparables, distribuidos en 20 dobles, dos triples y un jonrón. Asimismo, ha remolcado 25 carreras y pisado el plato en 47 ocasiones, dejando una línea ofensiva de 283 de average.

Pero no es el único cubano que impresiona en el sistema de granjas de las Medias Blancas. El hijo del otrora lanzador de los equipos Cuba, Norge Luis Vera, firmó un bono de 1,5 millones de dólares y ocupa el puesto ocho dentro del listado de interés de la organización de MLB.

Vera ha lanzado hasta 98 millas en las Menores y viene trabajando como relevista. Hasta el momento ha tirado 11 entradas y dos tercios, con cuatro imparables, una carrera sucia y tres bases por bolas. Apenas le batean para 105 de average.

Finalmente el capitalino Yolbert Sánchez cierra el listado de interés, luego de que fuera promovido a doble A por las Medias Blancas. Mantiene hasta el momento una ofensiva por encima de 300 de average, suficiente para mantener la atención de sus contratantes.