Gobierno de Bolivia envía 20 toneladas de ayuda humanitaria a Cuba

El gobierno de Luis Arce en Bolivia, un aliado del castrismo, envió este viernes 20 toneladas de ayuda humanitaria a Cuba
El gobierno de Luis Arce en Bolivia, un aliado del castrismo, envió este viernes 20 toneladas de ayuda humanitaria a Cuba
 

Reproduce este artículo

El gobierno de Luis Arce en Bolivia -aliado del castrismo- envió en la madrugada de este 30 de julio un avión con 20 toneladas de ayuda humanitaria para Cuba, entre jeringuillas, alimentos y equipos de bioseguridad.

Según publicó el sitio Unitel, la carga está dividida en 2.5 toneladas de jeringuillas, 16 toneladas de alimentos y una tonelada de equipos de bioseguridad.

La ministra de la Presidencia, María Nela Prada, anunció que en los próximo días enviarían otro cargamento a la Isla, aunque no dio detalles de su peso o contenido.

El embajador del régimen en ese país, Danilo Sánchez, dijo que "ahí está el gesto humanitario del Gobierno y el pueblo boliviano, porque a Cuba le ha sido difícil obtener la jeringa por las limitaciones que tenemos, el país ha estado un año sin ingresos por el turismo, Cuba vive del turismo y los servicios, y la pandemia nos ha tenido limitados en ese sentido".

Por otro lado, el régimen de Daniel Ortega en Nicaragua también anunció que 'muy pronto' enviará un barco con alimentos a Cuba, para ayudar a sus aliados del gobierno castrista, quienes enfrentan un estallido social desde el 11 de julio, por falta de libertades, pero también, de productos de primera necesidad.

"Muy pronto nuestro pueblo, nuestro Gobierno, estará haciendo llegar (…) un barco con alimentos nicaragüenses a Cuba, para contribuir en estos momentos de pandemias que incluye a la pandemia, la peste yanqui que combatimos", dijo el 27 de julio Rosario Murillo, vicepresidenta y esposa de Ortega.

Según reportó la agencia EFE, Murillo no dio detalles de cuándo sería el envío, ni qué productos contendrá ese barco específicamente, pero reafirmó el apoyo de su régimen al castrismo.

"Son alimentos que representan el respeto y eterno agradecimiento del pueblo nicaragüense, de nuestra revolución, al pueblo de Fidel (Castro), de Raúl (Castro), de Miguel (Díaz-Canel), a la revolución cubana, y estará saliendo Dios mediante lo más pronto posible", añadió.

Por otro lado, rechazó la sesión extraordinaria programada para el 28 de julio en la Organización de Estados Americanos (OEA) sobre la situación de Cuba tras las protestas populares.

De acuerdo con la vicepresidenta, "la delegación de Nicaragua expresa su más firme rechazo a esa convocatoria, que pretende de pésima fe hacer eco de una cruel, alevosa, campaña de desinformación y manipulación mediática".

Comunidad internacional con el pueblo cubano

El régimen de La Habana lleva años quedándose solo a nivel internacional, pero conserva los mismos aliados en la región: Nicaragua y Venezuela, dos dictaduras impulsadas por el fallecido Fidel Castro y mantenidas hasta la actualidad.

Precisamente el pasado 26 de julio se difundió una declaración contra las violaciones de derechos humanos en Cuba, firmada por los ministros de Relaciones Exteriores de Austria, Brasil, Colombia, Croacia, Chipre, República Checa, Ecuador, Estados Unidos de América Estonia, Guatemala, Grecia, Honduras, Israel, Letonia, Lituania, Kosovo, Montenegro, Macedonia del Norte, Polonia, Corea del Sur y Ucrania.

El documento condena los arrestos y las detenciones masivas de los manifestantes en Cuba desde el estadillo social iniciado el domingo 11 de julio.

Además, el texto exhorta al gobierno "a respetar los derechos y libertades universales del pueblo cubano, incluido el libre flujo de información a todos los cubanos".

"La comunidad internacional no vacilará en su apoyo al pueblo cubano y a todos aquellos que defienden las libertades básicas que todas las personas merecen", indicaron.