Kozak recomienda a turistas dejar sus dólares al pueblo y no al régimen cubano

El subsecretario de Estado de Estados Unidos Michael Kozak, recomendó a los turistas que visiten Cuba que se alquilen con arrendadores privados y no en los hoteles del régimen
Kozak recomienda a turistas dejar sus dólares al pueblo y no al régimen cubano
 

Reproduce este artículo

El subsecretario de Estado de Estados Unidos Michael Kozak, recomendó a los turistas que visiten Cuba que se alquilen con arrendadores privados y no en los hoteles del régimen.

La embajada de Estados Unidos en Cuba se hizo eco de un tuit del funcionario donde dijo: “El Gobierno cubano posee y opera todos los hoteles de la isla. Por favor asegúrese de que sus dólares vayan al pueblo cubano. Elija casas particulares y deje al régimen fuera de sus planes de viaje”.

Asimismo, Kozak se refirió en el pasado 17 de agosto al turismo en la Isla y lo catalogó como una fuente de ingresos que financia la opresión y la corrupción.

  “La industria cubana del turismo financia la opresión y la corrupción”, declaró este 17 de agosto en la red social Twitter.

El funcionario, crítico constante de los regímenes autoritarios como los de Cuba, Venezuela y Nicaragua, hizo un llamado a los ciudadanos estadounidenses a que piensen sobre esa realidad antes de emprender viajes a Cuba.

Sin embargo, los dólares siempre acabarán en manos de la dictadura, la cual se las ingeniará para recaudar toda la divisa posible. Muestra de ello son las nuevas tiendas para la venta de productos en MLC y el próximo experimento de Etecsa de ofertar los teléfonos celulares en dólares.

El pasado mes de julio el gobierno cubano revisó bruscamente a la baja su estimación para la llegada de visitantes durante todo el año a 4,3 millones, desde una meta original de más de 5 millones. Eso significará una caída de 8,5% desde los 4,7 millones reportados el año pasado. 

Si bien la disminución está afectando al sector turístico estatal, también está golpeando a los numerosos restaurantes, pequeños hoteles y taxistas en el incipiente sector privado cubano que depende, tanto como el Estado, de los visitantes foráneos. 

Por su parte, el ministro de Turismo del régimen cubano, Juan Carlos García Granda, lamentó que la isla no reciba visitantes de Canadá y Europa debido a las medidas restrictivas de algunos países a raíz del nuevo coronavirus. Sin embargo, se supo que varias aerolíneas de Canadá, uno de los principales emisores de turismo hacia la Isla, manifestaron su interés por retomar los vuelos comerciales a Cuba, e incluso dejaron entrever fechas tentativas para el reinicio de las operaciones, pese a que en la mayor de Antillas existe un rebrote de coronavirus que ha obligado a extremar medidas en varias localidades, sobre todo en La Habana.

Según una noticia publicada en el sitio PAX Global Media, líder de la industria del comercio de viajes en Canadá, la línea Air Transat pretende volar desde Montreal y Toronto hacia La Habana el 2 de octubre venidero, mientras que Air Canada cree tener posibilidades para hacerlo a partir del 4 de septiembre. Por su lado Sunwing Airlines comunicó sobre el establecimiento de un horario limitado para septiembre con vuelos también desde Toronto y Montreal hacia los destinos cubanos de Varadero y Cayo Coco.

Informaciones oficiales del régimen aseguran que los ministerios de salud y Turismo trabajan de conjunto para evitar la propagación del coronavirus en las instalaciones y empresas de la industria del ocio.

Quienes arriben a Cuba son sometidos a un control de temperatura y reciben un examen gratuito de detección de la cepa de coronavirus causante de la COVID-19 como parte de los protocolos de salud implementados.

Los cayos cubanos Largo, Coco, Guillermo, Cruz, y Santa María son los destinos abiertos al público foráneo desde julio por el régimen de la Isla, los turistas nacionales están imposibilitados de visitarlos por ahora.