Exposición de la Brigada 2506 en el Museo Americano de la Diáspora Cubana

La exposición explica las diferencias entre los planes de los presidentes de EEUU Eisenhower y Kennedy para la liberación de Cuba
Exposición de la Brigada 2506
 

Reproduce este artículo

El 11 de septiembre quedó inaugurada una exposición de la Brigada 2506 en Museo Americano de la Diáspora Cubana, con el fin explicar las diferencias entre los planes de los presidentes  Dwight D. Eisenhower y John F. Kennedy con respecto a la liberación de Cuba.

La exhibición detalla “cómo los cambios tácticos de último minuto impactaron el resultado y contribuyeron a la victoria de Castro” según un comunicado acerca del evento al que ADN Cuba tuvo acceso.

Carmen Valdivia, Directora Ejecutiva del Museo dijo que “La exhibición fue diseñada para honrar a los miembros de la Brigada 2506 en el 60 Aniversario de la Invasión de Bahía de Cochinos, y para asegurar que sus sacrificios no sean olvidados por las generaciones futuras.

A su vez el presidente de la institución que acoge la muestra, Marcell Felipe expresó que “La mayoría de los miembros de la Brigada pensaban que su contribución se hizo en abril de 1961, pero su contribución hoy es mayor que nunca como símbolo de la resistencia de la lucha cubana mientras su pueblo sigue enfrentando la peor dictadura de la historia de nuestro hemisferio”.

También, Johnny López de la Cruz, ex coronel del Ejército de los EE. UU., Combatiente de la Brigada 2506 y actual presidente de la Asociación de Veteranos de Bahía de Cochinos aseguró que el valor de la exposición reside en su aporte educativo para las jóvenes generaciones, alejadas históricamente de la Brigada 2506 y de la Invasión a Bahía de Cochinos.

El documento declara que tras la llegada de Kennedy a la presidencia de Estados Unidos este modificó los planes de la Brigada 2506.

“Los desembarcos se trasladaron del lugar ideal de desembarco de Trinidad a la desolada y pantanosa Bahía de Cochinos. Apenas unos días antes del intento de liberación del 17 de abril de 1961, se redujeron los primeros ataques aéreos diseñados para eliminar la fuerza aérea de Castro y se cancelaron los posteriores ataques aéreos.

En lugar de aterrizar bajo un “paraguas de protección”, la Brigada 2506 se encontró con cielos dominados por combatientes enemigos atacantes poco después de aterrizar en Cuba. Más rápidos y mucho más maniobrables que los B-26 de la Brigada, los cazas enemigos derribaron varios aviones de la Brigada, haciéndoles imposible llevar a cabo su misión de ayudar a sellar la cabeza de playa del aire”, subraya.

 

Veritas, un documental que rescata la memoria de la Brigada 2506

En abril de 2021 se presentó el documental “Veritas” en Miami. Un producto audiovisual que rescata el lugar histórico de los integrantes de la Brigada 2506, calumniados y tildados como “mercenarios” por el régimen.

El documental del realizador Eliecer Jiménez Almeida rescata las vivencias de quienes protagonizaron el hecho y realiza una inmersión en el lado más humano de la lucha que emprendieron en abril de 1961. 

El paracaidista de la Brigada 2506 y productor del filme, Carlos Acosta León contó a ADN que admira y respeta a los jóvenes que luchan por la democracia en Cuba, pues su lucha es pacífica.

“Yo considero que ellos son mucho más valientes de lo que fuimos. Nosotros fuimos a luchar armados, pero estas personas que van desarmados a la lucha, que saben que lo que hacen puede afectar a sus familias y a pesar de eso van a la lucha, para mí tienen toda mi admiración y mis respetos”, resaltó el brigadista.

Sobre el producto final comentó que:

 “El documental fue hecho principalmente para los jóvenes de Cuba. Es la experiencia de nosotros, es un descarte total del término 'mercenario'. Estos artistas han hecho un documental increíble y fascinante. 

A su vez el crítico de cine Alejandro Ríos refirió que la película documental posee una excelente factura estética.

“A mí me parece que al fin hay un documental que tiene todos los atributos que requiere un hecho como este. Hay otros, principalmente los de Cuba, que desvirtúan totalmente el hecho, trabajar la verdad a través de esta excelencia fotográfica, de montaje, de narrativa, de comunicación, de casi un diálogo personal con los protagonistas, me parece que es algo que agradece el público y que al público cubano cuando lo pueda ver le resultará revelador”.