Cubana residente en Hialeah, hipertensa y con cáncer lleva 4 meses atrapada en Cuba
Una cubana residente en Hialeah (Florida), que padece cáncer e hipertensión, quedó “atrapada” en la isla cuando se cerraron las fronteras para frenar el coronavirus
Mayda Urgellés, paciente de cáncer varada en Cuba
 

Reproduce este artículo

Una cubana residente en Hialeah (Florida), que padece cáncer e hipertensión, quedó “atrapada” en la isla cuando se cerraron las fronteras para frenar el coronavirus.

Sus familiares en Estados Unidos están desesperados y han tocado todas las puertas posibles para resolver el problema, pero ya no hallan que hacer, informó Telemundo 51.

Según su esposo, Mayda Urgellés fue operada de cáncer en un seno y además es hipertensa. Viajó por dos semanas a Cuba y ya ha pasado más de 120 días en la isla.

“Necesito el tratamiento, se me agotó. Tengo un catéter y tengo que destupírmelo cada 2 meses y mira que tiempo tengo. Me tiene muy nerviosa”, explica la mujer.

La paciente está en un estado depresivo “muy desesperada” por poder regresar y seguir su tratamiento. “Ya he ido dos veces a la embajada [de Estados Unidos en La Habana] y lo que me dijeron es que llenara un formulario para ver cómo me podía ir en los vuelos humanitarios y no me dan respuesta”, explica Urgellés, la paciente varada en la isla, en un reporte de Telemundo 51.

Mientras ella asegura que su vida corre peligro, en Hialeah su familia se siente impotente al no poder regresarla. El régimen cubano se aisló y cerró todas sus fronteras el 24 de marzo y desde entonces solo unos pocos vuelos humanitarios se han establecido con algunos países. 

“Realmente yo no me siento bien, ya que pienso mucho en mi señora. Ella tenía pasaje de regreso para Miami el día 26 de marzo”, explica su esposo Oval Leiva, al reportero Eduardo "Yusnaby" Rodríguez.

Leyva afirma que ella viajó hasta La Habana para tomar su vuelo comercial, pero allí le dijeron que no podía.

La Embajada de Estados Unidos en Cuba ha gestionado varios vuelos humanitarios hacia Miami, priorizando a ciudadanos estadounidenses.

“Ella es residente de este país, tenemos 5 años de haber llegado a este país”, explica el esposo de Mayda Urgellés que pide “ayuda a la embajada de EE.UU., a ver de qué forma me pueden mandar en esos vuelos humanitarios”.  

La entidad diplomática dijo recientemente que “continuará explorando opciones para la repatriación de los ciudadanos estadounidenses que no viajen en este vuelo [del fin de semana pasado] pero que deseen regresar a casa. Sin embargo, no hay vuelos chárter adicionales programados en este momento”.

Las autoridades sanitarias de Cuba confirmaron dos nuevos casos de coronavirus en la isla y ningún fallecido, al cierre del 12 de julio, para un total de 2428 infectados.

Han fallecido hasta la fecha un total de 87 personas a causa de la COVID-19 —ninguno en el día—: un italiano, un ruso y 86 cubanos, según el último informe del Ministerio de Salud Pública.