Alcalde de Miami pide intervención internacional tras protestas cubanas

"Este es el momento, tiene que suceder ahora”, dijo Francis Suárez, alcalde de Miami, haciendo referencia a la libertad que muchos cubanos han soñado durante años
Francis X. Suarez, alcalde de Miami
 

Reproduce este artículo

El alcalde de Miami, Francis Suárez, pidió una intervención internacional en Cuba, a fin de proteger al pueblo cubano luego de las protestas dentro de la Isla este domingo, donde catorce ciudades cubanas se lanzaron a las calles en busca de libertad y mejores condiciones de vida.

“He estado en contacto con el Departamento de Estado y ellos están monitoreando las protestas pacíficas en Cuba”, indicó durante una rueda de prensa, mientras los emigrantes cubanos manifestaban en los alrededores del restaurante Versailles, en la Pequeña Habana, en Miami.

Suárez se encontraba acompañado de activistas de origen cubano que se reunieron en la sede del Gobierno de Miami. El alcalde afirmó que “el régimen castrista debe acabarse ya, esto no es negociable”.

“Pedimos a la Policía Nacional y a las Fuerzas Armadas en Cuba que apoyen a su gente, como al parecer, la Policía lo está haciendo en este momento”, acotó Suárez.

Agregó que, “el mundo ahora puede ver claramente la verdadera cara del gobierno cubano y cómo éste sistemáticamente ha reprimido, asesinado y matado de hambre a su gente bajo la premisa de una ideología fallida”.

Las protestas cubanas se registraron en medio de una crisis sanitaria, con más de 6.000 muertos diarios por COVID-19 y hospitales colapsados; además de fuerte escasez de alimentos y medicamentos.

Suárez dijo que la oposición de la dictadura comunista “es cada vez más grande y masiva” y que nunca antes, los gobernantes cubanos “habían recibido una espontánea respuesta tan directa”.

Estas manifestaciones son las más grandes que se registran en Cuba desde el llamado “maleconazo”, cuando en 1994 existió una escasez muy fuerte similar a la que se vive hoy en día en la Isla, por lo que cientos de personas salieron a las calles de La Habana.

El alcalde de Miami afirmó que “este es el momento, tiene que suceder ahora”, haciendo referencia a la libertad que muchos cubanos han soñado durante años.

“El mundo está mirando a Cuba, un país que se desangra y no quiere seguir sumando víctimas. Luchar y no huir es el único camino y el pueblo cubano definitivamente lo ha entendido”, dijo.

Anunció a los residentes de Miami que pueden manifestar en forma pacífica, si así lo desean, a favor de nuestros hermanos cubanos.

En la conferencia de prensa también participo la congresista federal María Elvira Salazar, la senadora estatal Ileana García, el comisionado de Miami Joe Carollo y los activistas cubanos Orlando Gutiérrez-Boronat, Marcel Felipe, Sylvia Iriondo y Horacio García.