Acusan de estafa a empresa de envíos radicada en Miami

Cubanos en Miami denuncian un caso de estafa: una empresa de envíos a Cuba que ofreció sus servicios a varias familias de la ciudad floridana y luego… desapareció sin dejar rastros.

Marta Girón, de 77 años, quien vive en la ciudad, denunció junto a su hija el suceso a la cadena Univisión. Durante mucho tiempo esta anciana reunió casi 800 dólares para enviar equipos electrodomésticos, que “envió” a través de la agencia Portal al Caribe en junio de 2019, pero nunca llegaron a su destino.

El local donde residía la agencia está cerrado y dispuesto para renta. Univisión preguntó en los alrededores si tenían alguna pista, pero ninguna de las personas que trabajan por allí sabe nada de estos empresarios que se han convertido en fantasmas. Una llamada al teléfono registrado en Internet también resultó infructuosa.

POSIBLE ESTAFA DE AGENCIA DE PAQUETES A CUBA

UNA FAMILIA ENVIA DOS AIRES ACONDICIONADOS A CUBA Y DICEN QUE FUERON ESTAFADOS. CONOCES A LA AGENCIA DE VIAJE ? Segundo reportaje aquí. 👇 https://www.facebook.com/1974254946134409/posts/2805589289667633/?vh=e&d=n

Posted by Javier Diaz Univision 23 on Thursday, February 6, 2020

Las estafas de este tipo no son raras, pues resulta muy difícil enviar cualquier objeto a Cuba, a veces hasta los más pequeños, debido a la desconexión de la Isla y el diferendo entre los dos gobiernos.

En diciembre, varias personas han denunciado al dueño de la agencia de viajes Gios Travel Cuba, con sede en la ciudad de Tampa, Florida, por presuntas estafas e incumplimiento de los servicios acordados.

Una de las afectadas, Yenlys Rodríguez, dijo a Telemundo 51 que Giovanny Vigoa (dueño de la empresa) se estaría negando a pagarle cierta cantidad de dinero que le debe. “Es un estafador y está estafando a todas las personas. Me pidió un dinero prestado a mí y a mi esposo, 3 mil 500 dólares el pasado 27 de noviembre”, señaló la mujer.


Según Rodríguez, el acuerdo consistía en que les daría 500 más en tres días, es decir, 4 mil dólares, y dijo que había confiado en el presunto estafador porque “ya llevamos mucho tiempo viajando con su agencia. No pensamos llegar a esta situación en que estamos, ya hace un mes el señor nos está dando bolas y bolas”.

Ese mismo mes, una cubana identificada como Lourdes Van-Caneghem, residente en la ciudad de Hialeah, Miami, fue arrestada por estafar de forma parecida. La mujer había sido reportada por varias personas que la acusaron de vender de forma fraudulenta boletos aéreos a Cuba.

De acuerdo con un reporte del canal América TeVé, es la propietaria de una agencia de vuelos chárter y paquetería llamada “Ñoo!, me fui”, ubicada en el número 2201 de Okeechobee Road. Según las denuncias en su contra, habría utilizado datos personales de sus clientes para realizar operaciones fraudulentas con sus tarjetas de crédito.