Un sirio cuentapropista construye bustos de Martí en Cuba
En la entrada del sitio hay un espacio dedicado a Martí y adentro hay un molde que utilizan los trabajadores para crear cada dos días un busto del Apóstol
Un sirio cuentapropista construye bustos de Martí en Cuba
 

Reproduce este artículo

Un sirio llamado Yihad Awad Rich, que vive hace más de dos décadas en Cuba, es cuentapropista y realiza bustos de José Martí, el héroe nacional.

Según reportó Cubadebate, el migrante vive en Villa Clara, donde tiene un taller para fabricar piezas de escaleras, lozas de piso y balaustres.

En la entrada del sitio hay un espacio dedicado a Martí y adentro hay un molde que utilizan los trabajadores para crear cada dos días un busto del Apóstol.

 Awad Rich contó a ese medio que viene realizando esta labor desde hace tres años aproximadamente y fue muy difícil al inicio.

"“Al ser un rostro humano, el molde necesita un cuidado constante para evitar que con tantas reproducciones pierda los detalles. No obstante, lo hemos conseguido y sentimos mucho orgullo cuando vemos que todos los días aparece una flor en el Martí que tenemos a la entrada de nuestro taller", explicó Miguel Dávila Silverio, uno de los obreros.

"Cuando en un momento pensamos en el costo de nuestro trabajo, enseguida nos dimos cuenta que el valor sentimental y político de Martí para la inmensa mayoría del pueblo cubano era muy superior al precio físico de cada pieza. Entonces procedimos a entregarlas como donación, para nosotros la única forma válida", dijo el sirio.

 

 

Precisamente ese reportaje sale a la luz en un momento donde el grupo autodenominado "Clandestinos", realiza pintadas a bustos de José Martí, en protesta contra el régimen.

Desde inicios de enero el movimiento está muy activo en redes sociales, donde acompañan imágenes de las esculturas vandalizadas con el hashtag #LlegoLaHora, y han provocado un fuerte debate entre quienes ven la acción como una declaración de guerra al gobierno  los que la interpretan como una profanación a la figura del Apóstol.

La semana anterior, Panter Rodríguez Baró y Yoel Prieto Tamayo confesaron ante las cámaras ser los autores de los ataques con sangre de cerdo contra los bustos de José Martí y las vallas de Fidel Castro en La Habana, y dijeron que la artista radicada en Miami, Ana Olema, les pagaba por eso.

El mencionado grupo aseguró que desconocen a las personas presentadas como culpables en la Televisión Cubana.