En el día de su independencia, EEUU ratifica su compromiso con la democracia en Cuba

El Encargado de Negocios de EEUU en Cuba ratificó el compromiso de su país con la democratización de la isla. "Si bien algunos argumentan que el pueblo cubano no merece la misma libertad que hoy celebramos en mi país, eso es algo que nunca aceptaremos”, aseguró el diplomático
Encargado de Negocios de EEUU en Cuba, Timothy Zúñiga-Brown
 

Reproduce este artículo

Este 4 de julio Estados Unidos celebra sus 245 años de independencia y el Encargado de Negocios de su embajada en Cuba, Timothy Zúñiga-Brown, aprovechó la ocasión para compartir un emotivo mensaje con el pueblo cubano, en el que ratificó el compromiso de su país con la democratización de la isla.

“Si bien algunos piden que Estados Unidos renuncie al compromiso que tiene para con los derechos humanos o la democracia, nunca lo haremos. Y si bien algunos argumentan que el pueblo cubano no merece la misma libertad que hoy celebramos en mi país, eso es algo que nunca aceptaremos”, dijo el diplomático.

“Los verdaderos patriotas de Cuba saben que no tienen que escoger entre vida o muerte. Esa decisión es obvia. Sólo tienen que decidirse si lo que quieren es la prosperidad y el bienestar del pueblo”, agregó en su mensaje, compartido en las redes sociales de la representación estadounidense en la mayor de las Antillas.

A propósito del festejo por el aniversario de la independencia estadounidense, Zúñiga-Brown afirmó que la Declaración de Independencia “nos habla de verdades evidentes, como el derecho fundamental de todas las personas a la vida, la libertad y la búsqueda de la felicidad”.

“Siempre hemos acudido a estas palabras en busca de inspiración y guía”, por lo que “Estados Unidos estará con los cubanos valientes que, pacíficamente, exigen respeto a su gobierno”. 

“Estamos con aquellos que buscan la libertad de expresarse, de escribir, de pintar, publicar, rezar o simplemente pensar por sí mismos. Estamos con aquellos que quieren denunciar las malas acciones y gestión para que su país sea un lugar mejor. Estamos con los emprendedores cubanos que se esfuerzan por mejorar sus vidas, trazar su propio curso económico y crear oportunidades donde pocas existen”, expuso.

“Estamos con aquellos que creen, como los padres fundadores de EEUU, que el poder debe recaer en el pueblo”.

El diplomático aseveró que “el futuro de Cuba es brillante, próspero y libre”. Con sus deseos de buena salud y bienestar general para los cubanos, así como con sus condolencias para las familias y amigos que han perdido a un ser querido a causa de la pandemia, recordó los “lazos profundos e innegables” que hermanan a los pueblos de Estados Unidos y Cuba.

“Somos vecinos, somos amigos y somos familia. Compartimos música, arte, cultura, desde Martí hasta los memes. Compartimos una historia rica y apasionante, y el orgullo de defender principios compartidos. Compartimos un presente con retos y posibilidades, y un futuro prometedor, con derechos que se respetan”, aseguró Zúñiga-Brown, quien, además, dijo haberse sentido siempre impresionado por “la determinación del pueblo cubano, que cuando se enfrenta a circunstancias difíciles sabe responder”.