Ministro de Salud de Cuba sobre coronavirus: "pronóstico indica que la situación está próxima a volverse incontrolable"
El Ministro de Salud Pública de Cuba alertó este sábado sobre la decisión de pasar a la fase de transmisión autóctona limitada a la provincia de La Habana, a raíz de los focos y eventos abiertos; el número de casos confirmados; así como por su dispersión, que la hacen retroceder a la fase de transmisión autóctona limitada, luego de poco más de un mes en la fase 1 de la etapa de recuperación
Ministro de Salud Pública
 

Durante las últimas semanas se ha evidenciado un notable incremento en el número de casos activos y así lo confirman las cifras, explica un comunicado del Minsap y ejemplifica que ayer 7 de agosto se diagnosticaron 18 casos autóctonos en el país, a los que se sumaron 41 viajeros, para un total de 59 confirmados en un solo día (autóctonos 4 de Artemisa, y 14 de La Habana). 

En la comparecencia del Ministro, Dr. José Angel Portal Miranda, este destaca "la amenaza de seguir creciendo se acentúa cada día que pasa" y al referirse a La Habana, especificó que se aprecia en general un crecimiento muy peligroso de casos confirmados en los últimos días. Hoy el modelo indica que estamos en una etapa de crecimiento exponencial, y sigue complicada ya que aparecen casos todos los días y de manera dispersa.

"En la gráfica de confirmados según días se puede evidenciar que el pico de la epidemia en Cuba se produjo entre el 12 y el 18 de abril, y fueron los meses de abril y mayo los que reportaron el mayor número de casos. Desde el 21 de julio estamos asistiendo a un número creciente de casos confirmados por día, lo que nos pone en una situación muy complicada, amplió. Señaló que hasta la fecha de hoy el país cuenta con 356 casos activos (12,3%) y 7 casos graves de la enfermedad", se lee en el texto.

Asimismo, resultó de interés y preocupación para el Ministro que "estamos en presencia de un nuevo brote epidémico de la enfermedad en el país, que pone en riesgo al resto de las provincias". Especialmente porque, dice, en el país "habíamos asistido a un control de la epidemia durante todo este período, se nota que la curva había estado muy plana". 

Pero hasta aquí, a partir de ahora, señaló, lo que debía ser el control definitivo, se extenderá por más tiempo y el pronóstico indica que la situación está próxima a volverse incontrolable.

"Los eventos y los focos que estamos siguiendo en estos  momentos, de una manera u otra, están asociados a negligencias en instituciones o por parte de la población", reconoció, sin ser específico en aspectos como las colas que debe hacer el cubano para acceder a los alimentos en una situación de permanente escasez.

"Debido a estas indisciplinas y falta de responsabilidad" -dijo el titular-  en días recientes se decidió pasar a la provincia de Artemisa a fase 2 de la etapa de recuperación, en este caso, al fronterizo con La Habana municipio Bauta, a fase 1.

Asimismo, se actualizó la situación de los eventos que se abrieron en el territorio nacional, un total de 57 hasta la fecha, y de ellos ya 47 cerrados, manteniéndose activos en este momento 10.

El titular de Salud Ministro insistió en la necesidad de cumplimiento de las medidas sanitarias: el uso del nasobuco, el distanciamiento físico  y las medidas de higiene (principalmente la desinfección de las manos), Enfatizó que entender el riesgo es clave y hay que compartir esa percepción en nuestro entorno, y solicitó que se acuda de inmediato a los servicios de salud ante la presencia de síntomas, a pesar de que en Cuba muchas personas, con epidemias como la de dengue, han preferido quedarse en sus casas debido a las condiciones no favorables de algunos hospitales. 

"Tenemos que actuar con responsabilidad y con sentido de unidad, para defendernos todos", concluyó.