Balseros cubanos llevan 5 meses presos en Bahamas esperando deportación
Se trata de 10 hombres y una mujer que salieron en abril pasado en una rústica embarcación desde Caibarién, Villa Clara, rumbo a Estados Unidos
Balseros cubanos llevan 5 meses presos en Bahamas esperando deportación
 

Reproduce este artículo

Un grupo de 11 balseros cubanos llevan cinco meses detenidos en un centro de Migración de Bahamas, a la espera de su deportación.

En un reportaje de Univisión, explican que se trata de 10 hombres y una mujer que salieron en abril pasado en una rústica embarcación desde Caibarién, Villa Clara, rumbo a Estados Unidos.

Sin embargo fueron interceptados por autoridades bahamenses.

Según la cónsul de Cuba en Bahamas, Laura Rivas, la repatriación se ha demorado por la pandemia del nuevo coronavirus y el cierre del aereopuerto internacional de La Habana.

"Hasta que no se reanuden los vuelos comerciales desgraciadamente no puede ocurrir la repatriación. En otro momento ya hubiera sucedido. La embajada as ha ocupado de su estado de salud. En este momento están todos bien", declaró la diplomática a ese medio.

Lo migrantes denunciaron estar en una situación lamentable.

"Ahora tenemos ropa y chancletas porque los haitianos que se fueron nos la regalaron", dijo uno de ellos.

"Nadie ha venido a preocuparse por nosotros mientras hemos estado aquí", agregó otro cubano.

Las salidas por mar desde la isla, impulsadas por el desespero ante la crisis económica, no cesan.

La semana anterior, se reportó que la Guardia Costera de EEUU estaba buscando a ocho balseros cubanos, perdidos en alta mar, entre ellos dos niños.

Lamentablemente, luego de una extensa búsqueda, anunciaron que no los habían encontrado.

"Se ha detenido la búsqueda, después de agotar todas las vías. Los equipos de rescate buscaron durante 4 días utilizando 2 aviones y 4 cortadores". En el comunicado se detalla además que se realizaron acciones de búsqueda en "27 mil 813 millas náuticas cuadradas, aproximadamente del tamaño de Carolina del Sur".

En el año fiscal 2019, la Guardia Costera contabilizó unos 454 balseros cubanos que intentaron llegar ilegalmente por mar a territorio estadounidense.