Willy Chirino celebra casamiento de una de sus hijas

El cantautor pinareño celebró en redes sociales la “buena nueva” y dio la bienvenida a su yerno a la familia Chirino
Chirino
 

Reproduce este artículo

El cantautor cubano, radicado en Miami, Willy Chirino, celebró en redes sociales la boda de una de sus hijas, Angie con Mike Murawski y dio la bienvenida a su yerno a esta familia totalmente musical.

“Este pasado viernes fue un día súper especial para nuestra familia pues mi hija Angie y Mike Murawski contrajeron matrimonio en una ceremonia preciosa. La cena y la fiesta después de la boda fueron simplemente espectacular. Prometo postear más fotos en los próximos días: Welcome Mike to our family. Proud Papa”, escribió en redes el músico natural de Pinar del Río.

Angie, quien es compositora, en el año 2018 se lanzó al mundo de la política y desde el Partido Republicano aspiró a ocupar el puesto de la congresista cubanoamericana Ileana Ros-Lehtinen, como representante del Distrito 27 de la Florida.

Angie ha actuado desde su juventud junto a grandes figuras de la música latina como El Puma, Rafael, Lucia Méndez, y Ángela Carrasco. Todo ello antes de unirse a la orquesta de su padre, con quien trabajó por cuatro años.

En el 2000 estuvo entre los ganadores del prestigioso premio OTI International Song, y un Latin Grammy por su participación en la canción “Dímelo”, grabada por Marc Anthony. También es la autora de uno de los temas más emotivos interpretados por Celia Cruz, “Por si acaso no regreso”.

Por otro lado, su padre anunció esta semana más conciertos y colaboraciones junto al cantante cubano Leoni Torres, con quien ya compartió escena en el tema “Para mi viejo”. “Vienen cositas interesantes. Quédate conectado”, escribía el más veterano de los cantantes. También colgaba una imagen de mayo de este año cuando los artistas se encontraban en la casa de Chirino en Miami.

Chirino también es una de las voces imprescindibles del exilio cubano en Miami. Recurre en sus redes sociales y utiliza sus plataformas para exponer las barbaries del comunismo en la isla que lo vio nacer y donde no ha podido regresar.