Emprendedora cubana arremete contra medidas absurdas del régimen

La emprendedora cubana Annia Seara González, dueña del salón SearaBella, ubicado en La Habana, arremetió en redes contra el tope de precios que el gobierno impone a los trabajadores del sector de la belleza
Annia Seara, emprendedora cubana. Fotos tomadas del perfil de Annia Seara.
 

Reproduce este artículo

La emprendedora cubana Annia Seara González, dueña del salón SearaBella ubicado en La Habana, arremetió en redes contra el tope de precios que el gobierno impone a los trabajadores del sector de la belleza.

Seara Gónzalez opinó en Facebook sobre medidas que considera “absurdas” y para las cuales no se tomó en cuenta la opinión de los trabajadores privados de su gremio.

“El jueves pasado, en el programa "Mesa Redonda" las funcionarias del MFP dieron cifras de 7341 encuentros entre TCP, CNA etc donde se colegiaron precios.

En el caso particular del Sector de La Belleza, me pregunto: ¿quiénes de nosotros participaron en dichos encuentros?...y de haber asistido (en caso de que hayan sido reales) quisiera preguntarles: ¿en qué Cuba viven? Porque topar un corte de cabello en menos de lo que cuesta una lata de refresco, es por lo bajito un absurdo”.

Luego implementarse la Tarea Ordenamiento en enero pasado, los trabajadores por cuenta propia han sido afectados por las medidas dictaminadas por el régimen. Los cuentapropistas, ante la escasez de materias primas y los elevados precios para importar sus productos han subido el costo de sus servicios; pero el gobierno les impone bajarlos.
 

“Y si miramos los precios topados de los demás servicios (decoloración, coloración etc) cuyas materias primas son prácticamente inexistentes por aparecer y desaparecer mágicamente y solo en MLC, son sencillamente una burla y un sin sentido a la matemática y a la economía”, dijo la cubana.

Por último concluyó que “No se puede trabajar con tantas trabas. No se estimula el desarrollo de una actividad de servicios imponiendo multas de miles de pesos. 

Bastante sacrificio tenemos que hacer para brindar nuestros servicios con la escasez de productos.

¿Cuándo seremos escuchados? ¿Cuándo seremos atendidos? ¿Cuándo dejaremos de ser perseguidos como si fuéramos delincuentes?

Cuando alguien se digne a contestar, estaré encantada de escucharlos”.

La política de precios topados emitida por el gobierno ha suscitado más de una opinión disidente entre los cuentapropistas. Las multas a aplicar por incumplir con estas regulaciones se sitúan entre los cinco mil y hasta 15 mil pesos.

Otro estilista y cosmetólogo, Luis Barrios, criticó al gobierno por esta causa. Barrios, preguntó en sus redes sociales: “¿Quién le pone precio a mis servicios? ¿Cuánto Cobro?” y puso como ejemplo, “un servicio de un diseño de color… cualquiera de ellos: desde un tinte global hasta un balayage o unas iluminaciones tradicionales...”

“¿Cuánto cobro por mis servicios? ¿O debo limitar mi Arte, capacitación, responsabilidad y ética profesional, mi responsabilidad ciudadana, mi protección personal/cliente y medio ambiente? Realmente me siento indignado”, escribió el emprendedor cubano.