Economista cubano aplaude, observaciones mediante, propuesta para “destrabar la economía”

Para el destacado economista cubano “llama la atención que en un tema crucial como el entorno empresarial la propuesta no parezca abordar la reforma de la planificación centralizada”, lo cual, si no se asume, sólo pudiera trasladar las "trabas" a otros niveles
El destacado economista pide más publicidad para la referida propuesta, a la cual hace observaciones
 

Reproduce este artículo

El economista cubano Pedro Monreal se pronunció este domingo sobre la nota publicada la víspera en el medio oficialista cubano Trabajadores, según la cual empresarios y académicos presentaron en enero al presidente cubano, Miguel Díaz-Canel, “un estudio sobre las trabas que enfrenta la empresa estatal socialista y sus posibles soluciones”.

En su perfil de Twitter, Monreal destacó que, aunque “todavía no se ha divulgado la propuesta”, hecha por encargo gubernamental, la misma “es muy bienvenida en estos momentos”. “Mi sugerencia principal es que el documento debería ser divulgado para facilitar un debate amplio”, dijo el investigador, que además emitió otras observaciones sobre lo publicado por Trabajadores.

Si bien “el hecho de que dos admirados colegas –la Dra. Ileana Díaz y el Dr. Francisco Borrás- hayan desempeñado un papel central en la propuesta ofrece confianza respecto a la calidad técnica de la misma”, para Monreal “llama la atención que en un tema crucial como el entorno empresarial la propuesta no parezca abordar la reforma de la planificación centralizada”.

“La ausencia de referencias al posible reemplazo del esquema de planificación centralizada quizás sea un problema de la nota periodística, pero, en el fondo, el margen de acción empresarial depende del esquema de planificación”, precisó.

En su opinión, si no hubiese sido una omisión de la nota, lo poco divulgado pudiera estar refiriendo a un modelo de gestión empresarial relativamente “destrabado”, que a la vez mantenga como “exógenas” a la empresa decisiones claves como la inversión. En ese caso, subrayó, las “trabas” no desaparecerían, sino que “estarían a un nivel superior”.

“Una de las lecciones de otros procesos de reformas de modelos de planificación centralizada es el fracaso de la tentación de pensar que mejoras técnicas de gestión permitían evadir la necesidad de reformas fundamentales en el modelo”, recordó el destacado economista, quien de plano descree que el funcionamiento del modelo pueda mejorarse con medios técnicos sin tener que “perturbar” componentes centrales del modelo, como haría la para muchos necesaria expansión de la función del mercado en Cuba.

“Reformar un modelo de planificación centralizada necesita una visión de complejidad: procesos cuyos componentes interactúan de manera cambiante e impredecible”, afirmó Monreal, que además no considera sensato el uso del término “destrabar” porque “pudiera evocar una especie de visión “ingenieril” de la economía: engranajes específicos atascados”.

La propuesta de empresarios y académicos a la que se refirió Trabajadores “abarca 11 temáticas y respondió a una solicitud expresa del Gobierno”. Para su realización se convocó a “una veintena de investigadores y directivos de empresas”, quienes sintetizaron también sugerencias hechas por integrantes de la Asociación Nacional de Economistas y Contadores de Cuba (Anec). 

Según el doctor Borrás, vicepresidente de la Anec, Díaz-Canel “valoró que el documento permite “ordenar el pensamiento” alrededor de asuntos que afectan el desempeño empresarial”. En tal sentido, solicitó a los realizadores de la propuesta “continuar esa labor para profundizar en varias definiciones conceptuales y precisar aún más “cómo destrabar” la gestión económica de las entidades”.

Ello, según reflejó el citado medio, que detalló que “en el ámbito de la autonomía empresarial, las propuestas transitan desde la posibilidad de escoger el modelo de gestión, hasta la definición de proveedores y clientes, precios, salarios y cargos propios, sin un calificador”.

“También abogaron por una mayor capacidad para estimular a los trabajadores, así como para manejar sus recursos financieros, sus reservas voluntarias y los procesos inversionistas”, agregó la nota de Trabajadores.