EEUU denuncia al castrismo por demoler iglesias “que no se someten a sus deseos”

Precisamente el 30 de octubre, las autoridades de la isla ordenaron la demolición de una iglesia evangélica en Santiago de Cuba, que llevaba más de una década en funcionamiento
EEUU denuncia al castrismo por demoler iglesias “que no se someten a sus deseos”
 

Reproduce este artículo

El encargado de Negocios de EE.UU en La Habana, Timothy Zuñiga-Brown, denunció a los dirigentes del régimen cubano por demoler iglesias "que no se someten a sus deseos".

La sede diplomática norteamericana publicó en redes sociales las palabras del funcionario sobre los recientes ataques a la libertad religiosa en la isla.

"El gobierno cubano prefiere demoler templos en vez de garantizar el derecho de los cubanos a profesar su fe ¿Por qué hay iglesias ilegales en Cuba? Porque las autoridades se niegan a emitir permisos de construcción o a vender terrenos a iglesias que no se someten a sus deseos", señaló Zuñiga-Brown.

 

 

Algunos usuarios comentaron la publicación para agradecer al diplomático estadounidense por sus declaraciones.

Uno de ellos, identificado como el apóstol Demetrio, escribió: "Gracias por defender la Libertad Religiosa".

Precisamente el 30 de octubre, las autoridades de la isla ordenaron la demolición de una iglesia evangélica en Santiago de Cuba, que llevaba más de una década en funcionamiento.

También ese día, el líder del Movimiento Apostólico de Cuba, pastor Alain Toledano, quien vive en la zona, fue detenido mientras grababa el incidente.

Toledano fue detenido el viernes por funcionarios del régimen y amenazado.

Apostadas fuera de la nave habían personas, en apariencia evangélicas, haciendo cánticos por su templo a punto de ser destruido.

Minutos después, el pastor deja de hablar y se escucha un forcejeo por su celular. Durante un tiempo el video se pone en negro, y se siente un sonido como si alguien estuviera caminando con él en un bolsillo.

Este lunes, la Alianza por la Libertad Global (GLA por sus siglas en inglés) condenó la demolición de esta iglesia evangélica.