Leonardo Padura: “Cuba está harta de que le roben el futuro”

Durante la presentación de su noveno libro de la serie del policía Mario Conde, el escritor cubano habló de su isla
Padura
 

Reproduce este artículo

El escritor cubano Leonardo Padura, Premio Princesa de Asturias de las Letras en 2015, sentenció durante la presentación de su noveno libro de la serie policíaca de Mario Conde, “Personas decentes”, que Cuba está harta de que le roben el futuro.

“Ser decente es impracticable en Cuba. Para sobrevivir hay que hacer cosas, que sin ser ilegales, están discutidas con la ética estricta de la decencia”, señaló el periodista para explicar el título de su última novela.

Añadió que su personaje Mario Conde, expolicía y exvendedor de libros antiguos, fue siempre un hombre decente, pues necesitaba serlo para investigar “lo más turbio” y eso lo hacía vulnerable.

Sobre la política en Cuba y en el mundo en general expresó que “está pervertida. Hay, como siempre, políticos hijos de puta, criminales, dictadores y tiranos. Pero hoy se ha perdido la vergüenza y esos políticos tratan de engañarnos como si fuéramos imbéciles”.

Y abundó, específicamente, sobre la situación actual de la isla: “Hoy en Cuba vuelve a faltar de todo: comida, medicamentos, energía... A veces necesitas pasar seis horas en una cola al sol para buscar qué comer, y nada te garantiza que lo encuentres. Comprar tabaco es una odisea. Los apagones de al menos cuatro horas diarias son constantes. La inflación es brutal, y la zafra ha sido una de las peores de la historia, más baja que en la I Guerra Mundial”.

“Hay crisis migratorias que no se cuentan. Más de 150 000 jóvenes cubanos con alta preparación han huido por Nicaragua, que no exige visado, para cruzar México, llegar al Río Grande y entrar en Estados Unidos. A quienes se van y a quienes se quedan, les han robado el futuro”, agregó.

Aunque Padura tiene la nacionalidad española, precisó que no se irá de Cuba, pues es esa realidad la que alimenta sus novelas.

“Cada vez que vengo a Europa vuelvo con tres maletas repletas de queso, jamón, aceite de oliva y medicamentos. Para la familia, para mi madre de 95 años, y para mi suegra, de 86, es como si llegaran los Reyes Magos”, contó a la prensa española.

Recomendaciones

 

Relacionados