Celebran en Santa Clara juicio contra 20 acusados de robo de combustible
Estos hechos ocurrieron el 22 de enero de 2019 en la estación de la Ceniza, ubicada en Carretera Central kilómetro 310, en el reparto Cubanacán
Santa Clara
 

Reproduce este artículo

Desde este lunes está teniendo lugar en Santa Clara un juicio contra 20 personas acusadas presuntamente de "apropiación indebida, robo con fuerza, hurto y receptación de combustible".

Así lo confirmo a la radio CMHW, la Fiscal Jefa de Villa Clara, Lisnay Mederos Torres.

El juicio -agrega el medio- se realiza en la Sala Primera de lo Penal del Tribunal Provincial Popular de Villa Clara.

De acuerdo con la radio, estos hechos ocurrieron el 22 de enero de 2019 en la estación de la Ceniza, ubicada en Carretera Central kilómetro 310, en el reparto Cubanacán, por donde pasó un tren con diésel a bordo, procedente de la refinería Sergio Soto del municipio espirituano de Cabaiguán.

Mederos Torres agregó que siete de los implicados formaban parte de la tripulación ferroviaria. Agregó que diez de los acusados permanecen en prisión provisional.

La fiscal informó que "fuerzas del Ministerio del Interior lograron recuperar parte del combustible sustraído, e insistió en que actos de este tipo serán sancionados con severidad, por constituir un daño grave para la economía nacional".

Añadió que el juicio se realizará hasta el próximo miércoles, y la sentencia final se dará a conocer a la opinión pública una vez que concluya el proceso.

 

 

A inicios de septiembre, un reportaje del medio oficialista Cubadebate destapó varias redes de robo y reventa de combustible diésel en toda la isla.

Casi 2,5 millones de litros de diésel, el combustible necesario para electrificar 51 mil 714 viviendas durante un mes —según cálculos conservadores de la Unión Eléctrica de Cuba (UNE)—, fueron robados del emplazamiento de grupos electrógenos ubicado en el callejón Kilómetro 12 ½ del Reparto Santa Fe, en Guanabacoa.

Tras meses de investigación policial, y luego de seis registros domiciliarios, fueron ocupados 37 mil 469 litros de petróleo, mil 273 pesos cubanos convertibles (CUC) y 5 mil 259 CUP. Además, se confiscaron múltiples equipos electrodomésticos adquiridos como ganancia de la actividad y tres cisternas, entregadas a la Refinería “Ñico López”. La entidad certificó que el combustible era diésel Especial en buen estado para su comercialización.

Por el delito de malversación, a los 17 implicados les fueron impuestas condenas de privación de libertad o trabajo correccional con y sin internamiento, en dependencia de su participación en los hechos. El juicio se celebró del 10 al 14 julio de 2017.