Algunos cuentapropistas ingresan hasta 20 mil dólares al mes en Cuba
Según estudios, para vivir son necesarios unos 300 dólares como mínimo en Cuba
Cuentapropismo

Estudios realizados por sociólogos cubanos muestran que algunos cuentapropistas pueden ganar hasta 20 mil dólares mensuales, una cifra nada despreciable en un país empobrecido como Cuba.

Reforma y emergencia de capas medias en Cuba”, de la socióloga Mayra Espina y publicado en Nueva Sociedad, “intenta reunir argumentos en torno de la hipótesis de que Cuba experimenta una transición socioestructural hacia un ‘socialismo de capas medias”.

La hipótesis es discutible, ya que los cuentapropistas son pocos en comparación con el resto de la sociedad, algunos no han podido despegar económicamente y, sobre todo, porque la pobreza crece en la Isla a ojos vista. En suma, no es probable que aquel sistema desquiciado avance hacia otra cosa que no sea su tumba. Pero el texto tiene aspectos destacables.


Por ejemplo, Espina aporta algunos datos para sustentar lo que saben los cubanos de a pie: que hace falta mucho dinero para vivir dignamente en Cuba, más del que tienen la mayoría de los isleños en sus billeteras. Sobre la renta mínima para vivir, y poniendo a un lado que son números relativos, asegura que son necesarios unos 8 mil pesos (alrededor de 300 dólares) para satisfacer esas necesidades.

“Se trata de un cálculo grueso, sin basamento de representatividad estadística, y no considera el tamaño del núcleo ni a personas con necesidades especiales”, aclara Espina.

Según la investigadora, otra de las fuentes del “bienestar” de estas clases medias son las remesas. “Estimadas en alrededor de 2 mil 500 millones de dólares anuales, llegan a 65% de la población, fundamentalmente a familias urbanas y en especial a personas blancas”, aseguró.


En general, muchos de los datos que aporta Mayra Espina podrían ir en contra de su hipótesis. Por ejemplo, si esos cuentapropistas nacieron gracias a la incipiente economía de mercado, habría que aceptar que ese mecanismo “capitalista” es el causante del aumento de las clases medias.

Más que errar, Espina no tomó en cuenta las amplias capas empobrecidas por el sistema, los servicios de salud y educación que retroceden, el salario que no alcanza para nada, la destrucción del fondo habitacional… En cualquier caso, ADN Cuba quiso compartir con los lectores algunos datos interesantes y las luces y sombras del análisis.

Nueva Sociedad es una prestigiosa revista latinoamericana que publica temas sobre la actualidad social, política y cultural del continente. Mayra Espina es una de las científicas sociales de mayor renombre en Cuba, por lo que sus trabajos son leídos y comentados, a pesar de los pesares.