Youtuber cubana cuenta su travesía para llegar a Estados Unidos

“Me tocó ver antes mis ojos y vivirlo en carne propia, todas esas historias que me contaban de las personas que decidían arriesgar su vida”, dijo la joven
youtuber cubana Mariam Monterrey
 

Reproduce este artículo

La joven youtuber cubana Mariam Monterrey describió cómo fue su travesía desde Nicaragua hasta la frontera sur de Estados Unidos.

“Por primera vez me tocó ver antes mis ojos y vivirlo en carne propia todas esas historias que me contaban de las personas que decidían arriesgar su vida en busca de un futuro mejor”, dijo por medio de un video en su canal de YouTube que ya cuenta con casi 30 mil visualizaciones.

Explicó que fueron “13 días subiendo montañas, atravesando ríos, montando balsas, haciendo un viaje de más de 100 horas sobre un bus y cruzando una valla de 5 metros de altura. Pero este es el precio que tenemos que pagar los cubanos para poder ser libres. ¡Ya soy libre!”, añadió.

Desde la tranquilidad de su hogar en Estados Unidos, Monterrey narró que pasó por varios países como Nicaragua, República Dominicana y Jamaica, y resaltó que por el pasaje a Nicaragua pagó 4500 dólares y por la travesía, 7 mil.

“No fue una decisión para nada fácil. Realmente fue muy difícil. Me daba pavor el tema de la travesía. Tenía demasiado miedo; pero Cuba se puso tan difícil que llegó un momento en que me dije: es ahora o nunca”, confesó.

La joven también contó cómo eran trasladados a hoteles y casas acondicionadas de antemano por los “coyotes”, que aquello era como “una película de terror” y que muchas veces llamaban para decirles que tenían que seguir esperando porque “ahora no se puede pasar”.

Finalmente, junto a otro grupo de cubanos, pasó el muro fronterizo y se reencontró con su familia en Las Vegas.

Esta youtuber es una más dentro del inmenso flujo migratorio que está saliendo de la isla para llegar a los Estados Unidos. Según cifras oficiales, son casi 200 mil personas las que han llegado a la nación norteamericana de manera ilegal en los últimos meses, lo que convierte a este en el mayor éxodo histórico de cubanos hacia Estados Unidos desde que se tienen registros.