Unpacu propone medidas urgentes para “evitar catástrofe nacional”
La Unpacu, el mayor grupo opositor dentro de Cuba, publicó un proyecto de nación con medidas urgentes para evitar una "catástrofe nacional"
José Daniel Ferrer, líder de la Unpacu
 

La Unión Patriótica de Cuba (Unpacu) publicó este lunes un proyecto de nación en el que propone medidas urgentes para evitar una catástrofe nacional, potenciada por la improductividad e insuficiencia del sistema económico cubano, agravado por la actual contingencia sanitaria.

Según la apreciación de la organización opositora, la mayor dentro de la isla, el país “enfrenta una crisis que puede terminar en catástrofe nacional”. “A las seis décadas de constantes violaciones a los derechos humanos, pésima gestión económica, explotación de los trabajadores y miseria generalizada, se suma un nuevo y difícil escenario marcado por la pandemia de SARS-CoV-2 y la consiguiente contracción económica a nivel mundial”.

“Urge tomar medidas para evitar peores daños. El régimen no da señales de la más mínima buena voluntad. Sin lucha firme y comprometida no hay cambios positivos. Salvar la patria es deber de todo buen cubano sea cual sea su ideología o creencia”, precisa la organización en el documento donde da a conocer su proyecto, el cual contempla medidas que el régimen no ha estado dispuesto a adoptar como parte de las reformas iniciadas en 2008.

Entre las medidas destacan la liberalización del sector agrícola y la economía en general; la eliminación de los obstáculos que atentan contra las entregas de ayudas humanitarias en Cuba y su justa distribución; y el fin inmediato de la represión y acoso de los que los opositores y ciudadanía en general son víctimas.

Dichas medidas forman parte de una propuesta del Observatorio Cubano de Derechos Humanos (OCDH), que la Unpacu hace suya con leves agregados y modificaciones. 

La propuesta incluye 10 medidas para enfrentar la pandemia del coronavirus y, además de las mencionadas, se aboga por la eliminación del 10 por ciento de gravamen que el régimen impone a las remesas familiares en dólares estadounidenses, la entrega de alimentos gratuitos a grupos sociales vulnerables, y la rebaja de las tarifas de telefonía y datos móviles de Etecsa, así como las de electricidad.

Aparte de las medidas, la propuesta de la Unpacu incluye su visión sobre temas como la propiedad, los sindicatos libres y derechos de los trabajadores, libertad de prensa y expresión, sufragio universal, derechos humanos, alimentos y salarios, educación, salud, seguridad y fuerzas armadas.

Asimismo, sostenibilidad de la generación futura, racismo y otras formas de discriminación, libertad de religión y culto, medio ambiente, deporte y otros temas, tal y como sintetiza Cubanet.
Consciente de que las medidas y visiones contenidas en el proyecto no serán de la venia del gobierno cubano, que probablemente ni las contemple, la Unpacu contempla como vía para el cambio la lucha no violenta y la desobediencia civil.

“Sin presión popular no habrá reales cambios en el país. La mejor fórmula para saber qué es lo que en realidad desea el pueblo de Cuba (los de dentro y los de la diáspora) es consultando a todos en un plebiscito vinculante con todas las garantías, libre y sin coerción de ningún tipo.

Deberá contar con la participación de observadores imparciales nacionales e internacionales y debe realizarse tan pronto como la Pandemia de la COVID-19 lo permita. El Estado totalitario no debe alargar arbitraria e injustificadamente las medidas para combatir el coronavirus, con fines políticos”, defiende la Unpacu, que además pide a cubanos de la isla y la diáspora que redoblen esfuerzo para terminar con “la opresión y la miseria”.

En tal sentido, la organización liderada por José Daniel Ferrer conmina a deshacerse de todo lo que no permita avanzar en pos de la “libertad y la salvación de la nación”.