Se elevan a 61 los casos del asilo de ancianos en Santa Clara

El último parte sumó cuatro trabajadores positivos en el Hogar de Ancianos # 3 de la capital villaclareña donde se ha desatado uno de los focos más grandes de infección por coronavirus en Cuba
Abuelos en asilo santaclareño
 

Reproduce este artículo

El gobernador de Villa Clara, Alberto López, informó en videoconferencia con Miguel Díaz Canel, que se confirmaron hasta el momento 61 casos vinculados al brote del asilo santaclareño, de ellos 43 ancianos y 18 trabajadores.

“En Villa Clara se mantiene la atención diferenciada sobre los dos eventos abiertos de transmisión en el municipio de Camajuaní, y el del Hogar de Ancianos No. 3. En este último hay dos fallecidos hasta el cierre del 21 de abril. Según los pronósticos, el resto de los enfermos evoluciona favorablemente”, se explicó.

El gobernador informó que el 62,1 por ciento de los casos confirmados en la provincia de Villa Clara son asintomáticos. También trascendió que se han recuperado 55 personas.

Durante su intervención, López Díaz dijo que en Villa Clara funcionan 59 centros de aislamiento con más de 3900 capacidades.

Mientras en las redes sociales, habitantes de Santa Clara siguen pidiendo se evalúe mejor lo sucedido en el asilo de ancianos.

Una usuaria llamada Evelin, en los comentarios del semanario Vanguardia, dijo que “Villa Clara es la única provincia que tiene el foco más grande del país en una institución de salud”.

“Informen qué medidas se han tomado con los responsables porque esos ancianitos no salen de ahí y lo que se vio en el reportaje es que estaban bien descuidados y el personal que está ahora con ellos se ven muy descuidados sin tomar todas las medidas con unos ancianos acostados al lado de otros y hasta con caretas para falta de aire y el personal con batas verdes y nasobuco y más nada”, añadió la usuaria.  

Otro usuario, de nombre Edelso, cree que este es un tema muy delicado pues da luces acerca de un problema que se ignora: la situación en la que viven los ancianos que no tienen familias.  

“No me refiero a las casas de abuelos, son los asilos de ancianos. El propio doctor encargado del proceso admitió los problemas nutricionales que padecen estos adultos mayores y como se les está suministrando una dieta rica en proteínas (ahora). Nuestra población va camino al envejecimiento y será un asunto de máxima importancia el cómo cuidamos a las generacionales que ya no pueden valerse y necesitan cuidados”, escribió el usuario.

“Realmente me cuesta trabajo entender cómo en pleno aislamiento social se pudo contagiar ese grupo de abuelitos. Sirva esto para entender que no es un problema de protegerse cada uno por el mero hecho de cuidarnos. Debemos protegernos para cuidar a los demás, particularmente a ellos que son particularmente vulnerables”, concluyó.