Piden a canadienses que no hagan turismo en Cuba para evitar financiar a la dictadura

Varios cubanos abogan en las redes por concientizar a los ciudadanos canadienses para que no visiten más la isla y le inyecten capital al régimen cubano.
Canadienses en Cuba
 

Reproduce este artículo

Varios cubanos abogan en las redes por concientizar a los ciudadanos canadienses para que no visiten más la isla y le inyecten capital al régimen cubano. 

La periodista independiente cubana Iliana Hernández recordó en un tuit la importancia de “1ue los canadienses sepan de nuestra situación y mientras haya dictadura no vengan a dejarle el dinero para que nos repriman, que no venga turismo a #Cuba para enriquecer a estos mafiosos y el pueblo siga hambriento y pobre”.

Hernández compartió a su vez un breve video del usuario conocido en Twitter como Albert Fonse, hermano del prisionero Roberto Pérez Fonseca, quien fuese condenado a 10 años de privación de libertad por romper una foto de Fidel Castro en las manifestaciones del 11 de julio.

Fonse contó que el diario Ottawa Citizen de la capital de Canadá publicó un texto sobre la represión en Cuba y que la autora lo exhortó a pedir más publicaciones referentes al tema para que la comunidad canadiense conozca la Cuba real. 

Cubanos muestran la realidad cubana en Canadá

En septiembre pasado un grupo de cubanos protestó en Toronto y una de sus peticiones era precisamente que los canadienses dejaran de tomar a la isla como destino turístico.

La campaña fue difundida en las redes y una de las participantes dijo ante los transeúntes: “Estamos aquí una breve representación de SOS Toronto haciéndole saber a los canadienses que no viajen a Cuba. La campaña es para que los canadienses conozcan que sucede en Cuba”.
El objetivo de esta iniciativa es comunicar la realidad cubana que desconocen los ciudadanos de esa nación y que solo se explicita en medios alternativos al gobierno cubano.

En ese entonces la activista Liz Mariam Elías explicó a ADN Cuba que “la marcha es básicamente para informarle al público canadiense las diferencias entre la Cuba que perciben y la real. La Cuba que ven es la linda y llena de comida, mujeres y música.

Le mostramos la parte que no conocen. Que los cubanos no tienen el acceso a esa vida y que el turismo apoya directamente al régimen y no a la población. Además, que en Cuba no hay libertad de expresión, que por hacer lo que nosotros estamos haciendo acá allá puedes ir preso”, acotó.

Este 26 de noviembre fue noticia que el político canadiense Leo Housakos presentó en el Senado de su país una moción que pide al gobierno del primer ministro liberal Justin Trudeau, una “condena inequívoca” al régimen comunista cubano.