Gobierno vende a precios razonables y revendedores maltratan a los revolucionarios, asegura un seguidor del régimen
“No estamos de acuerdo en que sean revendedores los que nos maltraten a los revolucionarios, al pueblo, a los humildes”, dijo un camagüeyano defensor del régimen.
Militar controla una cola en Camagüey
 

La televisión local de Camagüey se sumó a la campaña lanzada por el régimen cubano contra los coleros, revendedores y otros trabajadores por cuenta propia, a los que incluso ha acusado del desabastecimiento en mercados estatales.

El canal de TVCamagüey presentó un collage de opiniones exclusivamente favorables a las nuevas medidas del régimen cubano. Entre los entrevistados, incluyó a un hombre que llamó a los coleros “personas inescrupulosas que quieren lucrar con lo que el Estado pone a disposición del pueblo a precios razonables”.

“No estamos de acuerdo en que sean revendedores los que nos maltraten a los revolucionarios, al pueblo, a los humildes”, también dijo.  

Por su parte, el periodista encargado del reporte televisivo aseguró que las medidas lanzadas por Gobierno ―que incluyen la creación de brigadas de respuesta rápida contra los coleros― son para “perfeccionar la obra de la Revolución”.

Este viernes, también la televisión de Mayabeque se sumó a la última campaña del régimen, que culpa a los coleros del desabastecimiento crítico en Cuba.

Como de costumbre, ninguna de las opiniones reflejadas en los medios de comunicación estatales contradice las orientaciones del Gobierno. En ese sentido, el canal Telemayabeque también publicó en su perfil de YouTube un collage de opiniones donde varios residentes en esa provincia del occidente cubano valoran positivamente las medidas gubernamentales.

Como parte de la misma campaña, el canal Telecristal, de Holguín, informó este viernes sobre el decomiso de 90 sacos de harina de trigo a un cuentapropista dueño de un paladar en la llamada Ciudad de los Parques de Cuba.

De acuerdo con Telecristal, en el reparto Pueblo Nuevo de la ciudad de Holguín la Policía procedió a la ocupación de 90 sacos de harina de trigo, una supuesta compra ilegal realizada por un cuentapropista con patente para la elaboración de pan.

Según el medio oficialista, el trabajador privado involucrado en el hecho, así como el jefe del almacén estatal, un almacenero y un chofer fueron acusados del presunto delito de “apropiación indebida”.

El reportaje del canal local se suma a la amplia campaña de los medios de propaganda del régimen cubano contra el sector privado en la Isla. Sin embargo, ninguno de los medios de comunicación del Estado aluden a la grave escasez de alimentos y productos básicos de aseo que padecen los cubanos, la cual se agravó con la pandemia de coronavirus.  

En vez de concentrarse en la producción de alimentos, el régimen cubano ha lanzado una campaña contra los coleros y revendedores, a quienes ha llegado a culpar del desabastecimiento en las tiendas estatales.

De acuerdo con el medio oficialista Tribuna de La Habana “los coleros serán asumidos jurídicamente como figuras antisociales y en esa calidad será posible abrirles expedientes de peligrosidad a través de los cuales podrían recibir hasta cuatro años de privación de libertad”.