Fórmula Biden-Harris ve pocas posibilidades de eliminar embargo al régimen cubano si ganan las elecciones
Sus palabras parecen un guiño al electorado de la comunidad de exiliados de la isla residentes en el sur de la Florida, que se han mostrado muy activos en las redes sociales y las calles de Miami a favor del presidente republicano
Harris y Biden detrás, durante campaña 2020. Foto: AFP vía Getty Images
 

Reproduce este artículo

Kamala Harris, que aspira a convertirse en vicepresidenta de EE.UU. en las elecciones del próximo 3 de noviembre, reconoció en una entrevista con la agencia EFE que de llegar el demócrata Joe Biden a la Casa Blanca, el levantamiento del embargo a Cuba sería una posibilidad remota.

“El embargo es la ley y se necesita una ley del Congreso para levantarlo o se necesita que el presidente determine que un Gobierno elegido democráticamente está en el poder en Cuba. No esperamos que ninguna de estas cosas ocurra pronto”, dijo la candidata demócrata.

Sus palabras parecen un guiño al electorado de la comunidad de exiliados de la isla residentes en el sur de la Florida, que se han mostrado muy activos en las redes sociales y las calles de Miami a favor del presidente republicano.

Preguntada sobre la estrategia para Cuba, la compañera de fórmula de Joe Biden indicó: “La política de una Administración de Biden y Harris hacia Cuba estaría gobernada por dos principios: primero, los estadounidenses, especialmente los cubano-estadounidenses, son los mejores embajadores de la libertad en Cuba. Segundo, dar poder al pueblo cubano para que determine su propio futuro es vital para los intereses de seguridad nacional de EEUU”.

La candidata a la Vicepresidencia, acusó a Donald Trump de deportar a “cientos de cubanos de vuelta a la dictadura”, y a “una represión del régimen que solo ha aumentado bajo su Presidencia”.

También opinó que la actual administración “está separando a familias cubanas mediante restricciones a las visitas familiares y las remesas”, por las sanciones promovidas por Trump contra empresas controladas por militares castristas.

Harris aseguró que, si ganan las elecciones, darán “marcha atrás” en las políticas de Donald Trump.

Según la candidata, “Joe Biden, también exigirá la liberación de los presos políticos y hará de los derechos humanos una pieza central en la relación diplomática”. Harris expresó que Biden lo “hizo anteriormente como vicepresidente” de Obama, aunque según los críticos de la administración demócrata, su legado se caracterizó por el entendimiento con Raúl Castro, más que por acciones firmemente hostiles a la dictadura.

La agencia EFE indagó sobre la perspectiva de política exterior de EE.UU. y el papel de España en las relaciones con Cuba y, en general, con Latinoamérica, a lo que la candidata respondió: “Bajo una Administración de Biden y Harris, EE.UU. trabajará con miembros de la comunidad internacional, incluida España, para apoyar al pueblo cubano, así como para promover la visión de Joe Biden sobre la necesidad de trabajar por un hemisferio seguro, de clase media y democrático”.

La suerte de la relación de Washington y La Habana a partir de 2021 ha sido mencionada en numerosos actos y entrevistas durante la actual contienda presidencial. Un segundo mandato de Donald Trump reforzaría la presión sobre el régimen comunista como ha venido haciendo el presidente republicano desde que asumió el poder.

Trump ha decidido revertir la política de acercamiento iniciada por Obama y Castro, pues considera que no ha hecho más que enriquecer a la clase gobernante y los militares y empeorar la situación de derechos humanos en Cuba.

 

(Con información de Radio Televisión Martí)