Gobierno español envía a las Cortes la esperada "ley de nietos"

Miles de cubanos esperan la aprobación de esta legislación, que abriría la posibilidad de obtener la ciudadanía a casos excluidos en 2007 y a otros nuevos.
espana-ley-de-nietos
 

Reproduce este artículo

El Gobierno español aprobó enviar a las Cortes la esperada “ley de nietos”, como se le conoce en Cuba, que permitirá retomar los trámites a casos excluidos durante 2007 y otros nuevos..

Según el Ejecutivo del país ibérico, la “Ley de Memoria Democrática” —nombre oficial— prevé otras dos nuevas vías para adquirir la nacionalidad española, una reforma de la legislación aprobada en 2007.

La propuesta es una iniciativa de las agrupaciones de izquierda Partido Socialista Obrero Español (PSOE) y Unidas Podemos. En concreto, el documento contempla las siguientes reformas:

  1. Podrán ser ciudadanos los descendientes de españolas exiliadas que perdieron la nacionalidad al casarse con un extranjero antes de 1978.
  2. Y también, los hijos e hijas mayores de edad de los españoles a los que se les reconoció la nacionalidad de origen en virtud del derecho de opción.

Al respecto, el Ministerio de la Presidencia aclaró que la ley vigente “solo afectó a los hijos menores” y ahora abren “la posibilidad a los hijos mayores de edad en aquella fecha”.

La nueva Ley declarará nulas las condenas dictadas durante la Guerra Civil y la dictadura, prohibirá la apología del franquismo e ilegalizará a las organizaciones que exalten el golpe de Estado de 1936 y al régimen de Francisco Franco, entre otras medidas.

El Consulado español en Cuba recalcó que la Ley aún no ha sido aprobada, por lo que no procede ningún trámite hasta su publicación en el Boletín Oficial del Estado. Además, la medida puede tener enmiendas en el Congreso y el Senado.

No es un secreto la existencia de miles de cubanos que esperan llenos de esperanzas alcanzar la ciudadanía del país ibérico.

Se estima que en Cuba residen unos 150 000 españoles o descendientes de españoles, mientras en el país ibérico había más de 61 000 cubanos con residencia legal.

En la isla, las personas beneficiarias de la nueva ley podrían llegar a las 300 000, según cálculos de Ferrán Núñez, director del portal especializado EspañolesdeCuba.info.