Correos de Cuba justifica atrasos en entrega de paquetería internacional

"La infraestructura de Correos de Cuba tiene una capacidad de procesamiento, distribución y entrega menor al volumen de paquetería en este período", afirmó Zoraya Bravo Fuentes, directora adjunta de la Empresa de Mensajería y Cambio Internacional
Correos de Cuba justifica atrasos en entrega de paquetería internacional
 

Reproduce este artículo

El sistema de correo postal a cargo de la empresa Correos de Cuba, se encuentra colapsado. Cuenta de ello da un artículo publicado este 11 de marzo por el oficialista periódico Juventud Rebelde, en el cual se reconoce que hay paquetes que demoran hasta 70 días en salir del puerto del Mariel, y de ahí otro tanto hasta llegar a su destino final.

El texto del citado medio estatal es una respuesta de Correos de Cuba donde intenta explicar el por qué de los atrasos en la entrega de la paquetería.

En una nota anterior, con fecha del 26 de febrero de este año, María Julia Galdo (La Habana) denunciaba que en agosto de 2020 su hijo le había enviado desde Estados Unidos seis paquetes, de los que solo recibió cuatro en enero.

De las indagaciones realizadas para dar con el paradero de los dos paquetes extraviados, resultó que en el correo de la Villa Panamericana le indicaron rastrearlos con la aplicación de Correos de Cuba, poro al realizar la consulta, la respuesta que obtenía era que no existían envíos con esos códigos y no aparecían en el sistema.

Contrario a esto cuando el hijo de María Julia en Estados Unidos llamó a la compañía con la que hizo los envíos, le dijeron que desde septiembre de 2020 los seis paquetes estaban en Cuba.

Con esta información María Julia llamó varias veces a Correos de Cuba y siempre le decían que debía seguir esperando.

La respuesta a la denuncia de esta cubana llegó a la redacción del Juventud Rebelde a nombre de Zoraya Bravo Fuentes, directora adjunta de la Empresa de Mensajería y Cambio Internacional (EMCI) del Grupo Empresarial Correos de Cuba (GECC), quien alega que visitaron a María y le explicaron el proceso realizado, y que al publicarse la queja ya los dos envíos estaban clasificados para su destino.

Afirmó además la funcionaria castrista, que ya fueron entregados, pues "no estaban perdidos: Se impusieron en origen el mismo día, pero no vinieron desde Panamá en el mismo contenedor. Todos no pudieron llegar al mismo tiempo".

Señaló también que "la COVID-19 ha sido un desafío para Correos de Cuba", principalmente porque "desde mediados de 2020 aumentaron mucho los envíos al país emitidos por operadores privados en el exterior, fundamentalmente por mar, con alimentos, aseo y medicinas", y añade que "otros operadores cubanos que gestionan paquetería (Cubapack, Palco, Cubanacán Express y Aerovaradero) en este período limitaron o detuvieron su servicio", lo que en sus palabras, "unido al impacto de la pandemia, influyó el aumento sostenido del tráfico de paquetería".

Asimismo, reconoció que "la infraestructura de Correos de Cuba tiene una capacidad de procesamiento, distribución y entrega menor al volumen de paquetería en este período", lo que incluye la actividad de transportación que enlaza la red postal nacional, sobre todo por limitaciones con el combustible asignado.

La directiva refirió además que "hay atrasos en la extracción de contenedores del puerto del Mariel, que abarcan 70 días desde la llegada a esa terminal hasta su traslado hacia las plantas de procesamiento. Y hay demoras en transportación, distribución y entrega de los envíos en la EMCI y las empresas de Correos".