“Cuadernos Carcelarios”, un libro sobre las prisiones cubanas

Uno de los relatos incluidos en el ejemplar es el del ex prisionero político, Ángel Santiesteban
Uno de los relatos incluidos en el ejemplar es el del ex prisionero político, Ángel Santiesteban
 

Reproduce este artículo

Tras 19 años impartiendo un taller de literatura en la prisión Combinado del Este, La Habana, el escritor cubano Ernesto Arcia publicó el libro "Cuadernos Carcelarios", que vio la luz en julio anterior a través de la editorial española Hurón Azul.

Según publicó la agencia EFE, el libro está conformado por experiencias biográficas de prisioneros cubanos, que ayudan a construir el mapa visual de las cárceles de la Isla.

"Muchos presos se han capacitado para cuando estén en libertad (...) Algunos descubren un apetito escondido por aprender y acaban en la universidad", declaró Arcia sobre el taller que imparte hace casi dos décadas.

Las ilustraciones del texto estuvo a cargo de Luis Trápaga, un artista cubano residente en La Habana. Además, incluye un capítulo exclusivamente de dibujos titulado "decálogo de la Isla Prisión".

"Antes había que pedir permiso para salir de Cuba, y era una especie de cárcel en ese sentido", añadió.

Por su parte, el escritor Jorge Carpio se encargó de la edición, y dice que una parte del texto "refleja con humor los castigos severos a los que se enfrentaban los presos por delitos comunes".

Uno de los relatos incluidos en el ejemplar es el del ex prisionero político, Ángel Santiesteban Prats, quien ahora lleva más de un mes oculto, para evitar que lo detengan por su participación en las protestas del 11 de julio.

Santiesteban Prats estuvo preso durante 14 meses cuando tenía solo 17 años, luego de que su hermano intentara emigrar del país y este no lo delató.

Posteriormente en 2013 fue recluido en la prisión 1580 de San Miguel del Padrón, La Habana, condenado a cinco años de privación de libertad por los supuestos delitos de “violación de domicilio y lesiones”.

Allí cuentas las torturas que sufrió, sobre todo cuando se encontraba en huelga de hambre. "Me maltrataban dándome un líquido pérfido cuando ya estaba al borde de la inanición, y me enseñaban fotos de mi hijo, también detenido y torturado".

Cuba es el quinto país con mayor población carcelaria del mundo en proporción a sus habitantes, según el estudio World Prison Brief, del Instituto de Crimen y Justicia de la Universidad de Londres de 2013.

En 2020, el Observatorio Cubano de Derechos Humanos (OCDH) presentó el Mapa de las Prisiones de Cuba, una herramienta que localiza geográficamente las cárceles de la Isla. Hasta octubre anterior aparecían 70 prisiones, pero la ONG alega que hay más de 200.

"Antes del triunfo de la revolución había en Cuba unas 15 prisiones, para una población de algo más de cinco millones de habitantes. Actualmente existen más de 200 centros de reclusión, para una población de 11 millones de habitantes. O sea, la población se duplicó, pero las cárceles se multiplicaron por diez", explicó el OCDH.