Detienen a cubano en Italia acusado de vender droga a menores de edad
Un cubano de 19 años fue detenido en Génova por intentar vender droga a dos niños. En su teléfono, los agentes policiales encontraron evidencia de su negocio

Un cubano de 19 años fue detenido en Génova, provincia de Italia, acusado de vender drogas a menores de edad, informó un diario local.

“Toma pedidos a través de un chat social”, denunciaron sobre el joven traficante de drogas cubano.

Durante un control dentro de la estación de trenes de Sestri Levante -una comuna de casi 20 mil habitantes de la provincia de Génova-, los policías de la comisaría de Chiavari detuvieron al joven de 19 años mientras bajaba de un tren regional que venía desde la ciudad La Spezia (región de Liguria).

El joven mostró signos de nerviosismo y continuó mirando en dirección a dos niños pequeños, ya conocidos por las autoridades como drogadictos, que esperaban en las vías. Ellos también fueron detenidos e identificados.

Sospechando del cubano, los agentes de policía realizaron un control más exhaustivo y encontraron unos 50 gramos de hachís escondidos en la capucha de la sudadera.

Tanto el hachís como la marihuana son parte de la misma planta: cannabis sativa o planta de cáñamo. La principal diferencia entre ambos es que el término marihuana describe las partes secas de la planta, principalmente las flores sin procesar, mientras que el hachís es una pasta de resina o savia de la planta.

El registro domiciliario en la vivienda del cubano dio resultados positivos: entre otras cosas asociadas a su negocio encontraron 225 euros, unos pocos gramos de marihuana y un teléfono móvil, lo que disipó cualquier duda sobre la presencia de los dos niños en la estación.

El chat de Instagram entre uno de los dos menores y el cubano acusado de venderles contenía, de hecho, numerosos mensajes alusivos a la compra de una sustancia estupefaciente, informó Genova Today.

El cubano de 19 años fue detenido por tráfico de drogas, además de sancionársele, junto a los menores, también por no cumplir con la legislación referida a las medidas para contener el virus que produce la enfermedad COVID-19.