Bebé tiburón albino y cíclope fue encontrado en Indonesia
Este pequeño animal fue encontrado dentro del vientre de un tiburón adulto junto con otras dos crías.
Tiburon albino y cíclope
 

Reproduce este artículo

Una pequeña cría de tiburón con apariencia blanca y de un solo ojo fue encontrada por unos jóvenes pescadores de Indonesia en la localidad de Maluku, dentro de un tiburón que habían capturado con sus redes de pesca en las aguas de las islas Aru

La cría fue hallada dentro del vientre de un tiburón adulto, que murió luego de ser pescado en las aguas del Mar de Molucas el pasado 10 de octubre. Cuando los pescadores estaban limpiando al tiburón, encontraron que en su vientre llevaba tres crías, siendo uno de ellos albino y cíclope

Andy Goin, un joven pescador de 29 años de edad, fue quien dio a conocer este extraño caso al subir las fotos de este pequeño animal a su cuenta de Facebook, narrando la experiencia que vivió.

El bebé tenía sus aletas completamente formadas, presentaba un tono de piel color blanco "lechoso" y lucía un gran ojo en el medio de su cráneo.

"Encontramos tres crías dentro de su estómago, pero una de ellas tenía un aspecto extraño, con un solo ojo. Su color también era extraño, como el de la leche", comentó Goin. 

Los jóvenes pescadores reportaron la situación ante la oficina marina local antes de entregar a la cría. El bebé tiburón ya estaba muerto cuando fue encontrado. 

El pequeño tiburón tenía una afección llamada ciclopía o anoftalmia, que es una deformidad congénita que se manifiesta en la presencia durante el desarrollo del embrión.

Mientras que el color blanco de su cuerpo corresponde a la condición conocida como albinismo, que se produce cuando el tiburón genera bajas cantidades de melanina, que es la sustancia responsable de la pigmentación del cuerpo.

El hallazgo de esta extraña cría, asimismo, generó críticas en las redes sociales por la crisis ambiental que se vive en estos momentos en Indonesia por la pesca de tiburones. 

Más de 10.000 tiburones son capturados cada año en ese país, y aproximadamente 100 millones son capturados en todo el mundo, con el fin de comercializar las aletas de la espalda y la cola, que podrían costar hasta 600 dólares el kilo.

Esta industria no sólo pone en peligro el ecosistema marino, sino que explota a los pequeños pescadores. “Una barca tiene que volver con al menos 25 tiburones (...) Si no, no cubren los gastos de tripulación, alquiler, gasolina y el hielo que hace falta para conservar los ejemplares capturados”, argumentó un reportero encargado del tema. 

“Pero es algo que solo preocupa a pocos. Los tiburones son depredadores, tienen fama de peligrosos, de ser enemigos del ser humano [...] Estos pobres animales no tienen ‘lobby’ que los defienda”, agregó.

El balance de las cadenas alimentarias marinas depende en gran medida de los tiburones, siendo los depredadores más fuertes del mar. Por lo que países como Indonesia, Brasil, Uruguay, Italia y España cacen estos animales de manera desmedida e importen sus aletas, afectan los ecosistemas marinos a nivel mundial. 

ESPECIES SIMILARES

En casos anteriores, se ha reportado la existencia de tiburones albinos en la naturaleza. A comienzos de octubre, el pescador Jason Gillespie atrapó un tiburón tope ocelado de aproximadamente 90 centímetros con su cuerpo completamente blanco. 

"Llevo 30 años pescando y nunca había visto uno así. Aparentemente es una condición en la que el pigmento del color de la piel muere", comentó Gillespie.

"Si pierden su color, luchan por sobrevivir porque no tienen el mismo camuflaje y no pueden cazar con tanta eficacia y son capturados por depredadores". Aclaró que fue devuelto al mar “lo más rápido posible, solo estuvo en el bote menos de un minuto (…) ¿Cuáles son las posibilidades? No tengo idea. Es el pez de mi vida, uno entre un millón", añadió.