Skip to main content

"Solo les estamos haciendo análisis a quienes traigan jeringuilla y agujas", declara funcionario

En Cuba solo se encuentran jeringuillas y agujas comprándoselas a quienes las reciben "de afuera" o a los trabajadores de la salud que se las roban de las instituciones

Image
La salud es uno de los sectores más afectados por la mala gestión del régimen de La Habana.
Facebook | La salud es uno de los sectores más afectados por la mala gestión del régimen de La Habana.

Actualizado: 6 December, 2022

 

El activista LGBTIQ+ cubano Yadiel Cepero denunció este martes que en el Policlínico Docente Comunitario Carlos Verdugo Martínez, ubicado en la ciudad de Matanzas, no hay jeringuillas ni agujas para hacer análisis.

Cepero contó en su perfil de Facebook que llegó al centro médico y un funcionario de Información y Archivo le dijo: "Solo les estamos haciendo análisis a quienes traigan jeringuilla y agujas. En el policlínico no hay. Yo pensé que ya lo sabían porque lo decimos todos los días por la mañana".

El cubano cuestionó dónde se vendían jeringuillas y agujas en la isla para llegar a la conclusión de que solo se encuentran comprándoselas a quienes las reciben "de afuera" o a los trabajadores de la salud que se las roban de las instituciones. 

"Lo jodido es que todas las autoridades lo saben pero se hacen los de la vista gorda, normalizan el robo, la corrupción y la compra y venta ilegal de medicamentos e insumos médicos mientras siguen diciendo Viva la Revolución y la potencia médica", concluyó.

La salud es uno de los sectores más afectados por la mala gestión del régimen de La Habana. Desde hace varios años hay escasez de los insumos y medicamentos más elementales. 

A diario las personas deben obtener lo que necesitan a precios elevados en el mercado informal, ya que el Estado no se los provee. 

Precisamente la semana pasada profesionales de la salud del Hospital Universitario Dr. Antonio Luaces Iraola, de la provincia de Ciego de Ávila, utilizaron una caja de cartón para tratar el esguince de pie en un niño de 10 años a falta de una tablilla de yeso.

Según denunció en redes sociales la madre del menor, Elisabet Pérez, la torcedura de las fibras musculares de una articulación debe inmovilizarse con una tablilla de yeso, pero en ese centro médico solo las hay para fracturas.

"¿Qué tuvieron que hacer los médicos de guardia con toda la pena del mundo? Ponerle literalmente caja de cartón. Es una falta de respeto. Sin palabras", expresó Pérez.

También en septiembre de 2022 el cubano José Rafael Martínez Carralero, residente en la localidad de Los Pinos, del municipio Banes, en la provincia de Holguín, contó al medio Cubanet que se le había partido un brazo y que cuando llegó al hospital le pusieron una yagua por falta de yeso.

“Se me partió el brazo y cuando llegué al hospital, me pusieron un lomo de yagua porque no había yeso”, declaró entonces.