Persecución con vehículo robado termina en accidente en Florida

Un auto robado llevó a las autoridades a una persecución en el área de la I-95 en el condado de Miami-Dade
Persecución policial en el área de la I-95
 

Reproduce este artículo

Un vehículo que fue reportado como robado, fue visto en el condado de Broward este sábado por la mañana. La policía intentó detener al conductor, pero este llevó a las autoridades a una persecución por la carretera.

Según la Patrulla de Carreteras de Florida (FHP, por sus siglas en inglés), los policías fueron llamados por el robo de un Maserati gris alrededor de las 9:40 a.m.

Cinco minutos después de la llamada, los oficiales vieron un vehículo que coincidía con la descripción de la denuncia en el área de la I-95 y Sheridan Street.

Las autoridades confirmaron que intentaron detener al conductor, pero en lugar de esto, el vehículo llevó a la policía a una persecución en el condado de Miami-Dade, saliendo de la I-95 en Ives Dairy Road y con dirección al oeste.

La policía de ambos condados se involucró en el suceso, quienes intentaron hacer maniobras para detener el sospechoso. Sin embargo, en un estacionamiento de Walmart, el conductor arrancó nuevamente, esta vez en dirección a los carriles norte de la Florida Turnpike.

Finalmente, el Maserati se estrelló al sur de la salida de Griffin Road, en el marcador de milla 52. El vehículo se estrelló dañando la unidad marcada de un policía estatal, un patrullero de la policía de Miami-Dade y golpeando un camión.

Tres sospechosos salieron del vehículo y fueron detenidos por las autoridades. Asimismo, fueron trasladados al Memorial Regional Hospital con heridas leves que no ponen en peligro su vida, confirmó la FHP.

El conductor fue identificado como Devonta Keon Moss, de 26 años, y uno de los ocupantes como James Dasher, de 30 años, ambos enfrentan cargo por delitos graves por hurto mayor, conducir sin licencia y por huir y eludir a las autoridades; además, órdenes de arresto fuera del condado de Broward.

El tercer sujeto no ha sido identificado y aún continúan los cargos pendientes.