Cubana refugiada de ACNUR intentó cruzar frontera de EEUU y fue devuelta a México

La opositora cubana, Onelia Alonso, con refugio de la Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), intentó este miércoles cruzar el puente Hidalgo, que conecta Reynosa con McAllen y fue devuelta a México.

Según reportó Radio y TV Martí, los agentes de inmigración en la frontera ni siquiera revisaron el carnet de refugiada de Alonso, y le dijeron que no podía ingresar sin visa reglamentaria.

"Además, nos dijeron que, si permanecíamos un ratico más ahí, llamarían a las autoridades migratorias mexicanas para que nos retiraran", declaró a ese medio la dama de Blanco.

La activista cubana llegó a Reynosa hace pocos días después de casi un año de travesía para solicitar su asilo en el país norteamericano.

Según reportaje publicado por TV Martí, Alonso salió de la isla en 2017 hacia Trinidad y Tobago, donde recibió el estatus de refugiada de Naciones Unidas en espera de un asentamiento que nunca llegó. En marzo de 2019 decidió junto con otros 15 cubanos irse en lancha a Venezuela y luego a Colombia.

Pasaron meses y cruzó el Darién en el segundo intento llegando muy enferma a Panamá. De ahí toda Centroamérica hasta su último tramo. "Ningún camión nos quería montar porque no éramos mexicanos y tuvimos que caminar 80 kilómetros", contó sobre su paso por México.

Durante el año fiscal 2019, un total de 21.499 cubanos acudieron a los puertos de entrada en la frontera entre Estados Unidos y México sin documentos y solicitaron asilo político.

Los migrantes cubanos, ya con escasas posibilidades de llegar a Estados Unidos, se han desplazado hacia otros países donde tienen mayor oportunidad de establecerse. El año pasado, 8.677 cubanos pidieron refugio en México, solo superados en número por Honduras ( (30.045) y El Salvador (8.991).