Régimen cubano impide viajar a EEUU al artista Luis Manuel Otero
"Espero hoy no se caiga mi casa, ¡si me pasa algo toda la culpa es de Diaz Canel, los Castros y el régimen totalitario cubano!", escribió el artista en Facebook
Luis Manuel Otero con su casco

 

El régimen cubano ha vuelto a sitiar en su casa al artista Luis Manuel Otero, esta vez para impedirle viajar a los Estados Unidos.

Así lo denunció el propio activista en un mensaje publicado en su cuenta de Facebook: "Hoy pretendía viajar a EE.UU a un proyecto, y desde temprano la Policía Política tiene sitiada mi casa, con la amenaza de que si salgo al menos a comprar pan me meten preso¡ saben que eso es violación de mi derecho de moverme libremente? Yo tranquilo en casa trabajando en nuevos proyectos por la libertad de Cuba.😉
Pd. Espero hoy no se caiga mi casa, ¡si me pasa algo toda la culpa es de Diaz Canel, los Castros y el régimen totalitario cubano!

Hoy pretendía viajar a EE.UU a un proyecto, y desde temprano la Policía Política tiene sitiada mi casa, con la amenaza...

Posted by Luis manuel otero alcantara on Sunday, February 16, 2020

Hace apenas unos días, la Seguridad del Estado detuvo de manera arbitraria al artista cubano en la calle por llevar un casco de constructor como gesto de homenaje a las tres niñas muertas el pasado 27 de enero, producto del derrumbe de un balcón en el barrio de Jesús María.

Esa misma semana un pedazo del techo de su habitación cayó sobre la cama donde duerme Otero. Por suerte, el artista no estaba en ese momento en la casa.

“Parece casualidad pero no lo es, se calló el techo del cuarto donde duermo, la suerte o el destino me levantó temprano y no estaba en el cuarto. Y por suerte no se calló mientras dormía. Así viven millones de familia en este país”, declaró el artista en redes sociales.

Otero se había lanzado a una campaña de concientización por el estado de las viviendas en su municipio, La Habana Vieja, uno de los más destruidos de la capital cubana. Sus denuncias insisten en algo que saben todos los cubanos: que muchas familias viven en lugares inhabitables, en condiciones higiénicas deplorables, con riesgo para sus vidas.