Régimen protesta por carteles en su embajada en EEUU

La cancillería cubana los calificó de "asedio" y los relacionó con el atentado de abril de este año, perpetrado por Alexander Alazo, un cubanoamericano de 42 años.
Embajada-Washington
 

Reproduce este artículo

La cancillería cubana calificó de “asedio” un grupo de carteles en las afueras de su embajada en Washington, que colgaron allí cubanos residentes en EE. UU. para protestar contra el régimen cubano.

“Prosigue el asedio a nuestras sedes diplomáticas, esta vez en Washington D.C., en el perímetro de nuestra Embajada. La misma que sufrió un ataque terrorista en 2020 y sobre lo que aún el gobierno de EEUU guarda silencio”, declaró el Ministerio de Relaciones Exteriores en redes sociales.

Con lemas de “Cuba Libre”, “Abajo la dictadura” y “Cuban people want freedom”, los carteles rodean el edificio donde la semana pasada se congregaron para protestar por la represión en la isla tras el estallido social del 11 de julio.

Entre los congregados estuvieron los representantes María Elvira Salazar, Carlos Gimenez, Mario Díaz-Balart y Mike Waltz, así como el senador Rick Scott.

La víspera, las autoridades francesas reforzaron la seguridad de la embajada del régimen en París luego de que un ataque con bombas molotov se llevara a cabo contra el edificio. El ataque fue condenado por Francia, mientras que La Habana culpó a Estados Unidos.

Este martes ya estaba en curso una investigación para encontrar las causas del ataque y a los presuntos culpable. La fiscalía de París dijo que hasta el momento no hay detenidos y nadie ha reivindicado la agresión.

Al ataque a la sede diplomática al que se refiere la Cancillería ocurrió a finales de abril de 2021, cuando un cubanoamericano de 42 años, Alexander Alazo, disparó al menos 30 veces contra el edificio.

En el momento de su arresto portaba un rifle de asalto. Las autoridades lograron identificar que Alazo estaba sometido a varios tratamientos psiquiátricos.

La comunidad cubana en la diáspora se ha movilizado estas dos últimas semanas en apoyo a los manifestantes cubanos que, a partir del 11 de julio y en días subsiguientes, salieron a las calles de la isla en son de protesta en más de 60 localidades.

Se han reportado marchas de solidaridad en Washington, Miami, Toronto, Barcelona, Madrid, Ciudad de México, entre otras ciudades.