Régimen podría ampliar lista de licencias autorizadas a los cuentapropistas
Díaz-Canel admitió que hay un problema serio en las provincias orientales, donde se generan muy pocos empleos y hay muchos jóvenes desvinculados del estudio y del trabajo
Díaz-Canel Ministerio de Trabajo
 

Reproduce este artículo

El presidente cubano Miguel Díaz-Canel discutió este sábado la posibilidad de ampliar o flexibilizar la lista de licencias actualmente autorizadas a cuentapropistas cubanos al intervenir en la reunión anual de balance del Ministerio de Trabajo y Seguridad Social, informó la prensa oficial.

En un  diálogo con directivos del MTSS —en el que también participaron el Primer Ministro, Manuel Marrero Cruz, y el secretario general de la oficialista Central de Trabajadores de Cuba, Ulises Guilarte de Nacimiento— Díaz-Canel propuso una especie de ruta de trabajo para este año que recién comienza, durante el cual, dijo, “hay que darle cuerpo a lo que hace falta para desplegar todas las formas de gestión y propiedad que están refrendadas en nuestra Constitución”.

Nos hemos detenido un poco, consideró, en las cooperativas y está pendiente también el tema de las pequeñas y medianas empresas. “Esas cosas hay que empezarlas a destrabar”.

En el debate, el Jefe de Estado criticó “la lentitud con que a veces enfrentamos los problemas y proponemos la toma de decisiones”. Nos demoramos, agregó, por ese lastre todavía de burocracia, de inercia, que tenemos que romper entre todos.

Entre las prioridades para el 2020, señaló “seguir trabajando en la generación de nuevos empleos”, sobre todo analizar esa problemática en las provincias orientales donde —admitió el Jefe de Estado— se generan muy pocos empleos y hay muchos jóvenes desvinculados del estudio y del trabajo.

Asimismo, fue enfático al referirse a la atención al trabajo por cuenta propia, sector “al que tenemos que alejar de la ilegalidad y de la impunidad”. Hay que controlar, indicó, a los que hoy están reconocidos como tal, “pero el mayor problema que tenemos no es con ellos, sino con quienes ejercen trabajo privado sin estar reconocidos. Con esos nadie se mete y son los que desvirtúan todo lo que hemos avanzado”.

Asimismo se intercambió sobre hacer mejores análisis acerca del sector no estatal y de quitarle rigidez al listado que hoy norma las actividades del trabajo por cuenta propia; potenciar aún más el uso de las tarjetas magnéticas para el cobro de las pensiones; y mantener como una herramienta diaria de trabajo el “banco de problemas” identificado por el Ministerio, tema en el que hizo especial hincapié el Primer Ministro, al considerarlo la mejor vía para dar seguimiento constante a los problemas y alertar a tiempo, para actuar rápido y en consecuencia.