Padre cubano denuncia “olas de mosquitos” en círculo infantil

"Hemos ido al policlínico a pedir una fumigación: No hay para fumigar (El recrudecimiento del bloqueo, etc.) Y mientras, los mosquitos siguen dándose gusto con los pequeños"
Padre denuncia mosquitos en círculo infantil
 

Reproduce este artículo

Edgar Pérez, un padre cubano residente en La Habana, denunció este miércoles en redes sociales que un “enjambre de mosquitos” ataca a los pequeños del círculo infantil “Niños del Lídice”, sin que las autoridades hagan algo por eliminar la plaga.

Según el padre, este centro, ubicado en la Calle 122 e/ 71 y 69, del municipio Marianao, “cuenta con buenas seños [cuidadoras], directora y trabajadores en general muy amables y educadas, pero también cuenta, al parecer desde hace tiempo, con un enjambre de mosquitos, y literalmente estoy hablando de olas de mosquitos”.

Pérez explica que su hijo “empezó en mayo su adaptación y desde ese momento fui testigo del problema. El aula no contaba ni siquiera con un ventilador por falta de electricidad, problema que solucioné hablando con la directora y colocando en alto desde afuera del aula un cable para que llegara al menos para conectar un ventilador”.

Pero eso no solucionó el “ataque vampiro” a los pequeños, continúa el padre. “Al niño hay que llevarlo cubierto con pantalón largo y mangas largas a pesar del calor, aun así, explicó una de las seños, cuando lo ponen a hacer pipí o caca los mosquitos atacan”.

Los familiares “hemos ido al policlínico a pedir una fumigación: No hay para fumigar (según nos explicaron. El recrudecimiento del bloqueo, etc.) Y mientras, los mosquitos siguen dándose gusto con los pequeños”.

Agregó que en reuniones de padres se ha tratado varias veces el tema, buscando soluciones. “Una seño planteó resolver repelente para los niños. ¿Dónde hay repelente? Pero además la solución no debe ser bañar diariamente al niño con un producto químico, ese remedio puede ser peor”, opina Edgar Pérez.

Su hijo ya se contagió con dengue hace poco. “Gracias a Dios no hubo complicación, pero me duele dejarlo a diario de plato fuerte” de los mosquitos.


Otro post publicado por el padre antes, expuso la existencia de un basurero en la esquina del círculo. “Se roban los latones de basura para usar las ruedas y el plástico, y entonces la basura se apodera de la calle, como aquí en 122 y 71 frente a un círculo infantil, donde vemos a la basura cruzando a punto de llegar al otro contén. El olor desagradable nos inunda, conjuntamente con las moscas”, escribió.

 

El “estado deplorable” de los círculos infantiles en Cuba

El abandono del círculo “Niños de Lídice” no es un hecho aislado. En febrero de este año, los reconocidos músicos cubanos Carlos Alfonso y Ele Valdés denunciaron el “estado deplorable” del círculo infantil “Amiguitos de Celia”, también ubicado en La Habana.

“Hace varios meses criticamos el estado deplorable de este círculo infantil [,] Amiguitos de Celia (donde estuvo nuestra hija pequeña) hasta hoy ninguna institución ha tomado en cuenta que están asistiendo niños pequeños en esta ¡inhabitable condición!”, afirmó la pareja de artistas, quienes tienen un perfil común en Facebook.

Carlos Alfonso y Ele Valdés, padres de X Alfonso y Eme Alfonso, son los creadores del emblemático grupo Síntesis, que fusiona el rock con ritmos y cantos rituales de origen africano. Además, los Alfonso se han convertido en empresarios culturales gracias a la anuencia oficial para desarrollar la Fábrica de Arte Cubano.

El círculo infantil Amiguitos de Celia, para niños en edad prescolar, está ubicado en el municipio Playa de la capital cubana. Fue inaugurado en 1987 por el dictador Fidel Castro, en homenaje a su cercana colaboradora, la guerrillera Celia Sánchez Manduley.

En los comentarios al post de sus padres, Eme Alfonso recordó que estuvo matriculada en Amiguitos de Celia “cuando lo acababan de inaugurar, una belleza. Había un huerto y un parque. Muy triste, la verdad, y veo que los hoteles siguen aumentando [en Cuba] y ni sombra de querer reparar hospitales y círculos infantiles”.