Funcionario de Panamá dice que no le importa cuánto paga el régimen cubano a médicos
En la conversación sostenida con el periódico, el funcionario panameño dijo que "El Gobierno cubano verá cómo se arregla con sus médicos, nosotros queremos que nos solucionen"
 

Reproduce este artículo

 

Francisco Sánchez Cárdenas, asesor del Ministerio de Salud de Panamá, aseguró en una entrevista con el medio La Estrella, que no le importa cuánto pague el régimen cubano a los médicos que envía de misiones.

En la conversación sostenida con el periódico, el funcionario panameño dijo que "El Gobierno cubano verá cómo se arregla con sus médicos, nosotros queremos que nos solucionen", sobre un reciente acuerdo que firmaron ambos países para enviar galenos allí.

"Se ha aumentado enormemente la necesidad de personal y se volvió a contactar a médicos. El trato con Cuba es un trato de gobierno a gobierno y se le hace el pago al gobierno, no a los médicos. Es una industria de salud del gobierno cubano; ellos verán cómo solucionan sus problemas, pero a nosotros nos interesa que resuelvan aquí", reconoció.

Asimismo hizo un guiño de legitimación a la dictadura alegando que invierten en salud.

"¿Qué van a hacer con ese dinero? Cuba  está haciendo una vacuna que ya está en fase 2, todos esos recursos se necesitan. Los cubanos son los que tienen que responder por sus médicos, pregúntenle a los cubanos cómo los tratan", añadió.

Sánchez Cárdenas agregó que los profesionales de la isla deben pasar por un consejo técnico de ese país para trabajar allí, pero él considera que no tendrán problemas porque "son médicos de mucha experiencia".

Diez brigadas médicas cubanas arribaron a Panamá en diciembre pasado para colaborar en la lucha contra la COVID-19.

El anuncio de la contratación de personal sanitario extranjero ha generado una fuerte polémica en esa nación que atraviesa un momento crítico por la propagación de la pandemia.

El régimen cubano envió esta vez un contingente integrado por 231 especialistas que fueron recibidos en la terminal área de Tocumen en la capital de ese país, según informó la agencia estatal Prensa Latina.

El Ministerio de Salud panameño (Minsa) autorizó la llegada de los médicos, enfermeras y asistentes por un lapso de tres meses, tiempo establecido para los contratos temporales. Durante la vigencia de los mismos también se mantendrá la convocatoria para la contratación de personal médico panameño que desee trabajar en medio de la pandemia.

Por su parte, la Comisión Médica Negociadora Nacional dijo que no se opone pero que deberían priorizar la contratación de médicos nacionales disponibles.

 En este contexto de pandemia, unos 15 países han recibido la 'ayuda solidaria' del régimen caribeño.