Departamento de Estado celebra nominación de Patria y Vida

El subsecretario Brian A. Nichols celebró la nominación de Patria y vida a los Latin Grammy y condenó que algunos de sus intérpretes permanezcan en prisión.
patria y vida
 

Reproduce este artículo

El subsecretario del Departamento de Estados de EE. UU., Brian A. Nichols, celebró este 28 de septiembre la nominación de Patria y vida a los Latin Grammy, mientras algunos de sus intérpretes permanecen en la cárcel.

“La canción protesta cubana Patria y vida recibió dos nominaciones a los Latin Grammy, vergonzosamente, Maykel Osorbo, El Funky y Anyelo Troya siguen encarcelados por escribir una canción que inspira esperanza y libertad a los cubanos”, declaró Nichols en redes sociales.

El tema musical, protagonizado por Gente de Zona, Yotuel Romero, Descemer Bueno, Maykel Osorbo y El Funky competirá en los apartados Canción del Año y Mejor Canción Urbana durante la vigésimo segunda edición del certamen.

Tras conocerse la noticia ADN Cuba conversó con uno de sus protagonistas, Eliécer Márquez “El Funky”. El rapero confesó desde La Habana que estaba muy contento y todavía no se lo creía. “Demasiado influyente, fue una canción demasiado fuerte. Es lo que sueña cada artista, ya estar nominado es un gran premio”, recalcó.

Los músicos de Patria y vida no son los únicos cubanos nominados. También están Leoni Torres, Kelvis Ochoa, Gonzalo Rubalcaba, Alain Pérez, entre otros.

El video de Patria y vida fue lanzado en febrero y desde entonces se ha vuelto viral, acumulando hasta ahora más de 8 400 000 visualizaciones.

Desde su presentación las autoridades atacaron con dureza a los intérpretes de la canción y quienes participaron en la realización del videoclip. Todos los que participaron desde Cuba han sido víctimas de represión.

Maykel Castillo “Osorbo” se encuentra detenido desde el 18 de mayo sin juicio, acusado de los supuestos delitos de "atentado, desacato y resistencia".

Luis Manuel Otero Alcántara, con una breve aparición en el video, está en la cárcel de Guanajay, en la provincia Artemisa. Allí permanece tras ser detenido cuando intentaba participar en las protestas populares del 11 de julio.

El realizador Anyelo Troya, quien rodó la parte cubana del video, fue condenado a prisión domiciliaria y prohibición de salida del país durante un año. Troya también participó en las manifestaciones del 11J. El Funky permanece bajo una medida cautelar que le impone restricciones de movimiento.