Cubanas ocupan local huyendo de sus casas en peligro de derrumbe
En las imágenes que nos llegan de La Habana Vieja se observa a más de una decena de personas ocupando dicha oficina, para proteger la vida de sus hijos
Cubanas ocupan local huyendo de sus casas en peligro de derrumbe
 

Reproduce este artículo

Las madres cubanas entrevistadas por ADN Cuba este viernes, que reclamaban mejores condiciones de vivienda, irrumpieron esta noche en un local de la oficina del Historiador, huyendo de un inminente derrumbe.

En las imágenes que nos llegan de La Habana Vieja se observa a más de una decena de personas ocupando dicha oficina, para proteger la vida de sus hijos, ante la falta de respuestas por parte del régimen.

Se trata de vecinas de la calle Villegas, entre Teniente Rey y Muralla, que además de tener sus casas en condiciones inhabitables, se encuentra el barrio en cuarentena obligatoria por un rebrote de COVID-19.

Son un total de cinco madres, con niños pequeños, quienes penetraron el establecimiento estatal por su supervivencia.

Nuestro reportero en el lugar, Esteban Rodríguez, confirmó que el propio delegado de la circunscripción les permitió a las mujeres que irrumpieran.

En el reportaje de la mañana, se muestran paredes agrietadas, al igual que el suelo. Incluso hay paredes desmontadas. 

"Se está cayendo una parte de la casa. Las autoridades vienen y dicen que darán una respuesta al otro día y no dan respuesta de nada", cuenta una de las afectadas.

Ella tiene un bebé de cuatro meses, un niño de cuatro años y una niña de 12 viviendo con el inminente peligro de derrumbe.

"Supuestamente vendrían (autoridades) en la mañana a dar una solución porque venía un ciclón, y no vienen", añadió.

Precisamente en el reporte sanitario del martes, se confirmaron nueve casos de COVID-19 en la capital, y siete de ellos pertenecen al municipio Habana Vieja.

Desde hace tres días no se registran nuevos casos en la zona.

A mediados de octubre, también otras tres madres cubanas con hijos menores de edad, desesperadas por no tener vivienda, tomaron un local vacío supuestamente de la Central de Trabajadores de Cuba (CTC) en Habana Vieja, para poder guarecerse, y autoridades de la provincia amenazan con desalojarlas.

Un equipo de ADN Cuba se acercó a este lugar, ubicado en Acosta, entre San Ignacio y Cuba, para que las mujeres hicieran su denuncia.